Íbamos los domingos

Íbamos los domingos de Tito Miller Íbamos los domingos a ver cómo se hacía la casa. Se hacía muy despacio, llevábamos la linterna para mirar los azulejos del baño, eran de color patito como habíamos pedido. Cumplieron, también cumplieron con la alfombra de la pieza y con el tamaño de la cocina.

Papá miraba una pared y yo estaba detrás.

-¡Papá!

-¿Qué?

-¿Viviremos acá?

-Sí Nico, aquí.

Quiso la vida o vaya a saber qué capricho del destino que nunca llegáramos a habitarla.

Todo comenzó cuando mi viejo quedó cesante como empleado de correos. Con sus cincuenta y ocho años se sintió un viejo. ¿Qué sería de nosotros? Cayó en una terrible depresión y no se levanto más.

Pasaron los años…

Un día caminando por San Telmo una casa me llamó la atención, mi curiosidad no se hizo esperar. Llamé, un anciano me atendió, hablé con él. Hacía mucho tiempo que vivía allí. “Pase usted” –me dijo. Entré, no podía creer lo que veía, estaba destruida, las paredes, los pisos, los muebles, todo arruinado.

Pero… al llegar al baño, los azulejos, los que quedaban, eran de color patito.

Tito Miller©

Anuncios

Acerca de Juan Zapato

Desde temprana edad mi incursión por las palabras escritas fue delineando mi perfil intelectual hacia la literatura. Ángela, mi abuela, con su cálida voz y esa facilidad para transmitir oralmente las historias que solían acompañarme por las noches –preparación para el sueño– despertó en mí la pasión por los libros. Luego vino el amor, junto con las primeras palabras que dibujaran versos adolescentes, impulsos quebrados en forzosas rimas, la intención que conlleva la pureza de plasmar sobre una hoja un universo de fantasías reales y de realidades fantásticas, trampas que el inconsciente juega a nuestros sentidos. Trasnochadas de cafés compartidas con poetas, salvadores del mundo, sabihondos y suicidas. Horas sumergidas en librerías buscando los tesoros de la literatura olvidados en algún estante. Cartas que nunca partieron hacia ningún lugar. Conversaciones perdidas con la gente que ya no está”. Ver todas las entradas de Juan Zapato

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: