‘Tu B’Av”

264

Tu B’Av (en hebreo ט”ו באב, el decimoquinto día del mes Av). El día no tiene ninguna observancia especial, sino un carácter suavemente festivo.

No hubo festividades mayores para el pueblo de Israel que el 15 de Av (…), Talmud, Taanit 26b

Es considerada una fiesta popular de la naturaleza en la época del Segundo Templo de Jerusalén en la cual las mujeres de Jerusalén salían con vestidos blancos prestados, de modo tal que todo el mundo tuviese uno y nadie se sintiese avergonzado, y bailaban en los viñedos (Mishná, Taanit 1:10). Los varones, así como las mujeres, asistían a la fiesta con la esperanza de encontrar el amor y formar su tan ansiada familia.

Fractales400Luna de azahar

Las noches de flores de luna de azahar
devuelven lagunas: ¡Nostalgias de amar!

Rotunda, redonda, perfiló el anca, 
galope lunar de potrilla blanca.
Salvaje y tierna corrí hacia la luna,
fiel y anhelante a través de la duna.

¡Pasar la cima! ¡Revolver la arena!
Laguna de esperma baña y encadena.

                                                            Traidora tu piel, viril flor de luna.
                                                            Firme y erecta, tu espina de tuna.
                                                           Mis ancas se abren, valle de carmín:
                                                           El rayo de plata robó mi jazmín.

                                                          ¡Sigue adelante, a la próxima estrella!
                                                         Vuelve la luna! Copula con ella.

Margalit Sagray-Schallman del libro “Fractales de Pelnilunio”

Acerca de Juan Zapato

Desde temprana edad mi incursión por las palabras escritas fue delineando mi perfil intelectual hacia la literatura. Ángela, mi abuela, con su cálida voz y esa facilidad para transmitir oralmente las historias que solían acompañarme por las noches –preparación para el sueño– despertó en mí la pasión por los libros. Luego vino el amor, junto con las primeras palabras que dibujaran versos adolescentes, impulsos quebrados en forzosas rimas, la intención que conlleva la pureza de plasmar sobre una hoja un universo de fantasías reales y de realidades fantásticas, trampas que el inconsciente juega a nuestros sentidos. Trasnochadas de cafés compartidas con poetas, salvadores del mundo, sabihondos y suicidas. Horas sumergidas en librerías buscando los tesoros de la literatura olvidados en algún estante. Cartas que nunca partieron hacia ningún lugar. Conversaciones perdidas con la gente que ya no está”. Ver todas las entradas de Juan Zapato

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: