Archivo de la categoría: Análisis Político

“La primavera árabe y el enemigo israelí”, Abdulateef Al-Mulhim

Treinta y nueve años, el 6 de octubre de 1973, la tercera guerra importante entre los árabes e Israel estalló. La guerra duró sólo 20 días. Las dos partes estaban involucradas en dos guerras principales, en 1948 y 1967.
La guerra de 1967 duró sólo seis días. Sin embargo, estas tres guerras no fueron los únicos enfrentamientos entre árabes e israelíes. Desde el período de 1948 y hasta la fecha muchos enfrentamientos han tenido lugar. Algunos de ellos eran pequeños choques y muchos de ellos eran en gran escala batallas, pero no hubo grandes guerras, aparte de los mencionados anteriormente. El conflicto árabe-israelí es el conflicto más complicado en el mundo que jamás haya experimentado. En el aniversario de la guerra de 1973 entre los árabes y los israelíes, mucha gente en el mundo árabe están empezando a hacer muchas preguntas sobre el pasado, el presente y el futuro con respecto al conflicto árabe-israelí.

Las preguntas ahora son: ¿Cuál fue el costo real de estas guerras en el mundo árabe y su gente? Y la pregunta más difícil que ningún nacional árabe quiere preguntar es: ¿Cuál fue el costo real de no reconocer a Israel en 1948 y por qué no  los estados árabes pasan sus activos en el cuidado de la salud, educación y las infraestructuras en lugar de las guerras? Pero, la pregunta más difícil que ningún nacional árabe quiere escuchar es si Israel es el verdadero enemigo del mundo árabe y del pueblo árabe.

Me decidí a escribir este artículo después de ver las fotos y los informes acerca de un niño muriéndose de hambre en Yemen, un grabado antiguo zoco de Alepo, en Siria, bajo los desarrollados Sinaí en Egipto, coches bomba en Irak y los edificios destruidos en Libia. Las fotos y los informes se muestran en la red de Al-Arabiya, que es el medio de comunicación más visto y respetado en el Oriente Medio.

Lo común entre todos lo que vi es que la destrucción y las atrocidades no son hechas por un enemigo exterior. El hambre, las matanzas y la destrucción en esos países árabes son hechas por las mismas manos que se supone deben proteger y construir la unidad de estos países y salvaguardar la población de estos países. Entonces, la pregunta ahora es ¿quién es el verdadero enemigo del mundo árabe?

El mundo árabe perdió cientos de miles de millones de dólares y la pérdida de decenas de miles de vidas inocentes que luchan contra Israel, que a su juicio es su peor enemigo, un enemigo cuya existencia nunca ha reconocido. El mundo árabe tiene muchos enemigos e Israel debería haber estado en la parte inferior de la lista. Los verdaderos enemigos del mundo árabe son la corrupción, la falta de buena educación, la falta de una buena atención médica, la falta de libertad, la falta de respeto por la vida humana y, por último, el mundo árabe tenía muchos dictadores que utilizaron el conflicto árabe-israelí para reprimir su propia gente.

Estos dictadores cometieron atrocidades contra su propio pueblo, mucho peor que todas las gran escalada de guerras árabe-israelíes.

En el pasado, hemos hablado acerca de por qué algunos soldados israelíes atacan y maltratan a los palestinos. También vimos los aviones y tanques israelíes atacar varios países árabes. Pero, ¿estos ataques coinciden con las actuales atrocidades cometidas por algunos estados árabes contra su propio pueblo?

En Siria, las atrocidades que están más allá de la imaginación de nadie.  ¿Y no es  que los iraquíes son los que están destruyendo su propio país? ¿No era el dictador de Túnez, quien fuera capaz de robar 13 mil millones de dólares de los tunecinos pobres? ¿Y cómo puede un niño muere de hambre en Yemen si su tierra es la tierra más fértil del mundo? ¿Por qué los cerebros iraquíes abandonan Irak, un país que tiene 110 mil millones de dólares de las exportaciones de petróleo? ¿Por qué los libaneses no pueden gobernar uno de los más pequeños países del mundo? ¿Y lo que hizo que los estados árabes empezar a hundirse en el caos?

El 14 de mayo de 1948 el Estado de Israel fue declarado. Y sólo un día después de que, el 15 de mayo de 1948, los árabes declararon la guerra a Israel a volver a Palestina. La guerra terminó el 10 de marzo de 1949. Esto duró nueve meses, tres semanas y dos días. Los árabes perdieron la guerra y se llamó a esta guerra Nakba (catástrofe guerra). Los árabes no ganaron nada y miles de palestinos se convirtieron en refugiados.

Y en 1967, los árabes liderados por Egipto bajo el gobierno de Gamal Abdul Nasser, fue en guerra contra Israel y perdió más tierras palestinas e hizo más refugiados palestinos, que ya están a la merced de los países que los acogen. Los árabes llamaron a esta Naksah guerra (estomacal). Los árabes nunca admitieron su derrota en las dos guerras y la causa palestina se complico. Y ahora, con la eterna primavera árabe, el mundo árabe no tiene tiempo para los refugiados palestinos o la causa palestina, porque muchos árabes son los propios refugiados y bajo constantes ataques de sus propias fuerzas. Sirios salen de su propio país, no por los aviones israelíes lanzando bombas sobre ellos. Es de la fuerza aérea siria que está cayendo las bombas. Y ahora, iraquíes árabes musulmanes, los cerebros más inteligentes, están abandonando Irak para el este. En Yemen, el mundo del juego la más triste tragedia humana que está siendo escrito por los yemeníes. En Egipto, el pueblo en el Sinaí se olvidan.

Por último, si muchos de los estados árabes están de mal en peor, ¿qué le pasó al enemigo jurado de los árabes (Israel)? Israel ya cuenta con los centros de investigación más avanzados, las principales universidades e infraestructura avanzada. Muchos árabes no saben que la esperanza de vida de los palestinos que viven en Israel es mucho más que muchos estados árabes y gozan de libertad mucho mejor político y social que muchos de sus hermanos árabes. Incluso los palestinos que viven bajo la ocupación israelí de Cisjordania y la Franja de Gaza disfrutan de más derechos políticos y sociales que algunos lugares en el mundo árabe. ¿No era uno de los jueces que enviaron un ex presidente israelí a la cárcel un israelí-palestino?

La Primavera Árabe demostró al mundo que los palestinos son más felices y con mejor situación que sus hermanos árabes que lucharon para liberarse de los israelíes. Ahora, es hora de dejar el odio y las guerras y comenzar a crear mejores condiciones de vida para las generaciones futuras árabes.

Abdulateef Al-Mulhim© Fuente: http://www.arabnews.com/arab-spring-and-israeli-enemy

Sugerida por DOCTORSEMICON en: http://www.israelenlinea.com/magazine-de-semana/articulos/oriente-medio/6906-%E2%80%9Cel-cuento-o-la-historia%E2%80%9D.html

“Arab Spring and the Israeli enemy”, Abdulateef Al-Mulhim

Saturday 6 October 2012

Thirty-nine years ago, on Oct. 6, 1973, the third major war between the Arabs and Israel broke out. The war lasted only 20 days. The two sides were engaged in two other major wars, in 1948 and 1967.
The 1967 War lasted only six days. But, these three wars were not the only Arab-Israel confrontations. From the period of 1948 and to this day many confrontations have taken place. Some of them were small clashes and many of them were full-scale battles, but there were no major wars apart from the ones mentioned above. The Arab-Israeli conflict is the most complicated conflict the world ever experienced. On the anniversary of the 1973 War between the Arab and the Israelis, many people in the Arab world are beginning to ask many questions about the past, present and the future with regard to the Arab-Israeli conflict.

The questions now are: What was the real cost of these wars to the Arab world and its people. And the harder question that no Arab national wants to ask is: What was the real cost for not recognizing Israel in 1948 and why didn’t the Arab states spend their assets on education, health care and the infrastructures instead of wars? But, the hardest question that no Arab national wants to hear is whether Israel is the real enemy of the Arab world and the Arab people.

I decided to write this article after I saw photos and reports about a starving child in Yemen, a burned ancient Aleppo souk in Syria, the under developed Sinai in Egypt, car bombs in Iraq and the destroyed buildings in Libya. The photos and the reports were shown on the Al-Arabiya network, which is the most watched and respected news outlet in the Middle East.

The common thing among all what I saw is that the destruction and the atrocities are not done by an outside enemy. The starvation, the killings and the destruction in these Arab countries are done by the same hands that are supposed to protect and build the unity of these countries and safeguard the people of these countries. So, the question now is that who is the real enemy of the Arab world?

The Arab world wasted hundreds of billions of dollars and lost tens of thousands of innocent lives fighting Israel, which they considered is their sworn enemy, an enemy whose existence they never recognized. The Arab world has many enemies and Israel should have been at the bottom of the list. The real enemies of the Arab world are corruption, lack of good education, lack of good health care, lack of freedom, lack of respect for the human lives and finally, the Arab world had many dictators who used the Arab-Israeli conflict to suppress their own people.

These dictators’ atrocities against their own people are far worse than all the full-scale Arab-Israeli wars.

In the past, we have talked about why some Israeli soldiers attack and mistreat Palestinians. Also, we saw Israeli planes and tanks attack various Arab countries. But, do these attacks match the current atrocities being committed by some Arab states against their own people.

In Syria, the atrocities are beyond anybody’s imaginations? And, isn’t the Iraqis are the ones who are destroying their own country? Wasn’t it Tunisia’s dictator who was able to steal 13 billion dollars from the poor Tunisians? And how can a child starve in Yemen if their land is the most fertile land in the world? Why would Iraqi brains leave Iraq in a country that makes 110 billion dollars from oil export? Why do the Lebanese fail to govern one of the tiniest countries in the world? And what made the Arab states start sinking into chaos?

On May 14, 1948 the state of Israel was declared. And just one day after that, on May 15, 1948 the Arabs declared war on Israel to get back Palestine. The war ended on March 10, 1949. It lasted for nine months, three weeks and two days. The Arabs lost the war and called this war Nakbah (catastrophic war). The Arabs gained nothing and thousands of Palestinians became refugees.
And on 1967, the Arabs led by Egypt under the rule of Gamal Abdul Nasser, went in war with Israel and lost more Palestinian land and made more Palestinian refugees who are now on the mercy of the countries that host them. The Arabs called this war Naksah (upset). The Arabs never admitted defeat in both wars and the Palestinian cause got more complicated. And now, with the never ending Arab Spring, the Arab world has no time for the Palestinians refugees or Palestinian cause, because many Arabs are refugees themselves and under constant attacks from their own forces. Syrians are leaving their own country, not because of the Israeli planes dropping bombs on them. It is the Syrian Air Force which is dropping the bombs. And now, Iraqi Arab Muslims, most intelligent brains, are leaving Iraq for the est. In Yemen, the world’s saddest human tragedy play is being written by the Yemenis. In Egypt, the people in Sinai are forgotten.

Finally, if many of the Arab states are in such disarray, then what happened to the Arabs’ sworn enemy (Israel)? Israel now has the most advanced research facilities, top universities and advanced infrastructure. Many Arabs don’t know that the life expectancy of the Palestinians living in Israel is far longer than many Arab states and they enjoy far better political and social freedom than many of their Arab brothers. Even the Palestinians living under Israeli occupation in the West Bank and Gaza Strip enjoy more political and social rights than some places in the Arab World. Wasn’t one of the judges who sent a former Israeli president to jail is an Israeli-Palestinian?

The Arab Spring showed the world that the Palestinians are happier and in better situation than their Arab brothers who fought to liberate them from the Israelis. Now, it is time to stop the hatred and wars and start to create better living conditions for the future Arab generations.

Abdulateef Al-Mulhim © Font: http://www.arabnews.com/arab-spring-and-israeli-enemy


“El cuento o la Historia”, Juan Zapato

“El cuento o la Historia”

Lider Hamas con niño bombaEl cuento creó al niño con la piedra, que el mayor le entregó y la arrojó en su inocencia como un juego más de niños, entonces se atisbó la sonrisa de hiena del mayor.

La Historia a través del Libro, menciona ochocientas veintitrés veces a Jerusalén y esta ha sido la capital del pueblo judío. La Historia además nos muestra que una vez expulsado de su tierra, nunca fue capital de ningún otro pueblo, ningún invasor le dio ese statu quo, ni hubo nación tal llamada Palestina, ni población árabe que históricamente haya manifestado rasgo cultural que la distinguiera de sus pares de otras latitudes.

Diez, veinte, cincuenta, cien, quinientos, mil misiles arrojados sobre las poblaciones del sur en lo que va del año. ¿Cuántos misiles tu patria soportaría sobre su territorio, sin responder? y ¿quién es el agresor y quién el que se defiende? Y ¿cuál es la mano asesina que utiliza como carne de cañón, al ignorante, al necesitado, para su pusilánime accionar?

La Historia contemporánea del siglo pasado deja sus antecedentes en la ‘Declaración Cambon” del Ministerio de Asuntos Exteriores francés de 1917, como también la conocida “Declaración Balfour”, del gobierno británico a fines del mismo año y finalmente la Resolución de 1947 de las Naciones Unidas, estableciendo la creación de dos estados, uno judío y otro árabe (no haciendo mención alguna a un estado palestino, ni pueblo llamado así, ya que no había tal determinación, ni denominación).

Ya circula por internet y en las pantallas de televisión mundial, la sangre de un inocente niño muerto, como trofeo de lo que sus verdugos fundamentalistas necesitan para su ruin causa, porque se esconden entre civiles, porque la vida no tiene mayor valor y el odio es su religión.

Mahmud Ahmadineyad no es un niño de pecho, ni ofrece leche al pueblo palestino, sino misiles Fajr-5. Hamás no es un movimiento revolucionario, sino una banda terrorista y nadie en su ideario de izquierda, puede abrazar la causa de estos criminales.

La cuota de sangre ha sido colmada, es hora de pedir un alto el fuego, para rearmarse, para ganar tiempo, para aparecer como víctimas, para volver a escribir otros cuentos y manipular la Historia, que la ignorancia consume, la misma que opina y juzga, la misma ignorancia que comprenderá cuando ya sea tarde, que ha sido dominada por el oscurantismo. Los niños de las piedras del ayer, juegan con fuego y se queman, juegan a la guerra y la guerra no es un juego. Israel tiene todo el derecho a existir y existirá y un estado árabe también, que desee convivir en Paz.

Juan Zapato©


“Jai”, Juan Zapato

“Jai”1

Elevar el pensamiento para la reflexión, abstraerse por un día de lo cotidiano, pensarse frente a sus pares, introspección para la acción, para el cambio.

Es Yom Kipur, no estoy exento de errores y faltas y pido perdón, que no es lo mismo que pedir que me perdonen. Y a Ti, no te pido, les pido a los hombres.

Como un prestidigitador, alguien reparte el juego, para que siempre perdamos los mismos, para que siempre seamos los desposeídos.

¿Es necesario un ayuno?, para comprender el hambre en tantas regiones olvidadas de Tu mano y la avaricia de los expoliadores del Norte, sobre las riquezas naturales del Sur. Distinguir la soberbia del que escribe la historia, su historia y borra con su pluma embaucadora, las culturas oprimidas, exterminadas.

Y para profundizar la miseria, construimos armas, vil negocio donde las “democracias civilizadoras”, sin diferencia de signo político, olvidan lo moral, por escuchar al mejor postor. Ayer, hoy y tal vez mañana se retrataran sonrientes con algún dictador o jeque peculiar y pasado lo denostarán cuando ya no sea conveniente, ser “amigo”, a la vista de los manipulados votantes.

¡Basta de odio y fanatismos!

Un nuevo Hitler, vocifera nuestra destrucción y los hipócritas del mundo, uníos, hacen oídos sordos, miran hacia otro lado o mejor dicho a sus intereses sombríos e inescrupulosos mientras engrosan sus cuentas bancarias.

¡Basta de inequidades!

Una “segunda revolución industrial” vivimos por estos días, robots que suplantan la labor de muchos trabajadores ¿en beneficio de quien? Producir más, reducir costos, obtener mayores beneficios, enriquecerse unos pocos, pero la rueda gira cada vez más despacio, ¿a quien vender lo que se elabora?, si el “capitalismo salvaje” devora a sus potenciales consumidores.

¡Basta de contaminación!

Toneladas de basura tecnológica contaminan el ambiente, vida corta tienen los nuevos aparatos, una carrera sin frenos ¿para qué?

¡Basta de hipocresías!

Apañando el narcotráfico, como método para frenar toda rebeldía juvenil, ofreciendo como salida la evasión a través de un “porro”2, o eliminándolos si son pobres marginados de una villa con el “paco”3. O la “movida del botellón”, como si esto fuese una protesta contra el sistema y nadie denuncia que es el mismo sistema el que la ha inventado.

¡Basta de títeres gobernantes!

Cada situación, es presentada con un eufemismo, vilipendiando el lenguaje para que no comprendamos lo que piensan hacer

¿Qué nación puede tener futuro, cuando sus gobernantes aplican las recetas de tecnócratas, que sólo entienden de números mezquinos y no de la economía para el bienestar del conjunto social?

¿Qué nación puede tener futuro, cuando se reducen los fondos para la educación pública o imponen impuestos a la cultura?

¿Qué nación puede tener futuro, cuando se abandona la responsabilidad social de la salud pública, o cuando no se valora la investigación científica?

¿Qué gobernante es aquel que apaña la corrupción y toma tajada? Y ¿quienes son los que legislan las leyes de la injusticia?

¡Basta de crisis!

¿Es que ya no hay, siquiera un estadista, un idealista, un soñador? Entonces tomemos las riendas nosotros y construyamos una Utopía.

Por ello medito en este día especial, no por ser judío o no, no por ser creyente o no, si por ser, ser humano. Y miro a mi alrededor las muchas cosas que andan mal, de las que no soy responsable y quiero un Mundo al revés, porque este así está agonizando. Si soy responsable y lo somos todos de que se produzca un giro, una toma de conciencia por el bien común de todos y es hora de comenzar.

Juan Zapato©

1 Transliteración del hebreo: Vida.

2 Cigarrillo de cannabis o hachís.

3 Droga química, similar al crack, pasta base.


“Restos”, Graciela María Casartelli

Sorprendiste a mi muchacho menor, en su espontaneidad tardía. Te vio al pasar y quedó pasmado advirtiendo, que ya no eres aquel hombre apuesto que conociera y quien por aquel tiempo, me desvelaba el sueño; cuando sus almanaques eran aún escasos.

Por entonces, tenías los ojos vívidos y con sólo fijarlos en el rostro, parecías penetrar la propia visual; con gesto resuelto, la palabra amable y el toque siempre presto y afectivo.

La farsa de la conquista del poder político en el ámbito público, que a veces logra desquiciarnos, demandó de tu salud, para que le entregaras tempranamente la belleza joven y el donaire. Y, habiéndote dado cuenta de tanta palabra y hecho fingidos, decidiste conceder a la temprana vejez, esa mirada que ahora está rendida y el rictus amargo del “jaque mate” de tu estúpido juego de influencias; de ajedrecista mediocre en un tablero derrotado.

Valían la pena tantas jugadas erráticas, entre los intereses mundanos, donde los soberbios esgrimen acciones y palabras falsas; para su ración de poder cicatero, que juega con el hambre de los pobres y la pureza, de las ambiciones tempranas.

En la habilidad de los discursos, que se llevaron ovaciones compradas en los saltos adolescentes. Recuerdo, aquella manifestación partidaria, donde vendieron sus gritos y carteles, por un sórdido billete sucio; que ni siquiera llenaría por dos días, sus estómagos desiertos.

Fantasías; por mejorar contextos de vida degradantes, con el movimiento ingenuo de unas piezas, que ni siquiera estaban hechas de madera estacionada; pues fueron arrancadas de gajos aún verdes, sin el menor de los escrúpulos.

Creencias; en las jugarretas de los discursos convencidos de oradores de escaso mérito, que pueden vender su alma y corazón a cualquiera, con tal de ganarse la medalla barata de la complacencia. Regodeo de porciones de pueblo, desheredados de una mínima cultura y conocimientos básicos de las verdaderas realidades de toda índole; por las que trascienden.

Pero, “al todo vale”, duplicaste y triplicaste aún, tus apuestas al tiempo y convencido de que hacías lo mejor; con un triunfo alegre guiñándote el paso.

Y perdiste. Como extravían la sensación del borde de un pozo oscuro, aquéllos que se vuelven ciegos por una ambición inmadura y ecuestre; mientras han jugado todas sus fichas, al equino de turno en el hipódromo de la suerte…

Perdiste, en el teatro de las marionetas avaras que arrastran las voluntades populares y jamás se percatan de cuánto desperdiciaron en la contienda.

Tardíamente, en la actualidad, no tienes un juicio veraz de las ganancias, ni de las pérdidas.

Y yo, me quedo guardando tu sonrisa amable; aquella mirada benigna y un torpe embeleso por tanta ambición desmedida, que también se evapora al tiempo de mis propios años. Mientras, no dejas seño de grandeza, para que mi hijo todavía muchacho, aprenda algo de lo que dejaste…

Graciela María Casartelli©

Córdoba, Argentina, Julio de 2012


“La primera muerte de Günter Grass”, Bernard-Henri Lévy

Al premio Nobel de Literatura no se le ocurre nada mejor que publicar un “poema” en el que explica que la única amenaza seria que pesa sobre nuestras cabezas procede de un minúsculo país, uno de los más pequeños y vulnerables del mundo, que es también una democracia: el Estado de Israel

BHLEstá Corea del Norte y su tirano autista, que cuenta con un arsenal nuclear ampliamente operativo.

Está Pakistán, del que nadie sabe ni el número de ojivas que posee ni la exacta localización de estas ni las garantías que tenemos de que, el día menos pensado, no terminen en manos de los grupos vinculados a Al Qaeda.

Está la Rusia de Putin, que, en dos guerras, ha logrado la hazaña de exterminar a una cuarta parte de la población chechena.

Ese viento de mal agüero que sopla Europa hinche las velas de lo que cabe sino llamar “neoantisemitismo”

Está el carnicero de Damasco, que ya va por los diez mil muertos, cuyo empecinamiento criminal amenaza la paz de la región.

Está Irán, por supuesto, cuyos dirigentes han hecho saber que, cuando dispongan de ellas, sus armas nucleares servirán para golpear a uno de sus vecinos.

Grass, ese pez gordo de las letras, ese rodaballo congelado por 70 años de pose y mentira, empieza a descomponerse

En resumen: vivimos en un planeta en el que abundan los Estados oficialmente pirómanos que apuntan abiertamente a sus civiles y a los pueblos circundantes, y amenazan al mundo con conflagraciones o desastres sin precedentes en las últimas décadas.

Y he aquí que a un escritor europeo, uno de los más grandes y eminentes, pues se trata del premio Nobel de Literatura Günter Grass, no se le ocurre nada mejor que publicar un “poema” en el que explica que la única amenaza seria que pesa sobre nuestras cabezas procede de un minúsculo país, uno de los más pequeños y vulnerables del mundo, que, dicho sea de paso, es también una democracia: el Estado de Israel.

Esta declaración ha colmado de satisfacción a los fanáticos que gobiernan en Teherán, que, a través de su ministro de Cultura, Javad Shamaghdari, se han apresurado a aplaudir la “humanidad” y el “espíritu de responsabilidad” del autor de El tambor de hojalata.

También ha sido objeto de los comentarios extasiados, en Alemania y el resto del mundo, de todos los cretinos paulovizados que confunden el rechazo a lo políticamente correcto con el derecho a despacharse a gusto y a liberar, de paso, los hedores del más pestilente de los pensamientos.

Finalmente, ha dado lugar al habitual y fastidioso debate sobre el “misterio del gran escritor que, además, puede ser un cobarde o un canalla” (Céline, Aragon) o, lo que es peor, sobre la “indignidad moral, o la mentira, que nunca deben ser argumentos literarios” (con lo que toda una plétora de “seudocélines” y “aragones de poca monta” podrían regodearse libremente en la abyección).

Pero al observador con un poco de sentido común este caso le inspirará sobre todo tres simples anotaciones.

La decadencia característica, a veces, de la senilidad. Ese momento terrible, del que ni los más gloriosos están exentos, en el que una especie de anosognosia intelectual hace que todos los diques que habitualmente contenían los desbordamientos de la ignominia se desmoronen. “Adiós, anciano, y piensa en mí si me has leído” (Lautreamont, Los cantos de Maldoror, Canto primero).

Continuar leyendo


“99 Tesis para comprender a Israel”, Bonhamled

ako.thumbnailNo puedo estar de acuerdo con la desproporción aparente mostrada por Israel en la crisis del Líbano. Desproporción y muertos entre los peones: israelíes, libaneses y palestinos e incluso observadores internacionales; de este ajedrez mundial que se juega en una cuadra de terreno.

Tampoco puedo estar de acuerdo con el sofisma: “Política militar de Israel = gobierno de Israel = sionismo = Pueblo judío”. Se puede negar el primero afirmando todos los demás.

Hay que quien toma esa secuencia al revés y, de esta forma, quien critica la política del gobierno de Israel es tildado de antisemita (por antijudío) sin más, hay que analizarlo con más profundidad para ver si niega el contenido; el pueblo, o solo el continente interino (el gobierno). Por otro lado los israelitas merecen algo más que una continua acechanza, una amenaza de reojo o una guerra en aroma y en ciernes.

Aunque por ahora es lo que hay a la espera de un cambio de orientación de los gobiernos árabes de la zona.

Si alguien quiere ponerse en los zapatos de un ciudadano israelí puede pensar lo siguiente:

viajeros.jpg1. Imagínate que a tu gente no ha sido tratada bien por la historia.

2. Imagínate que incluso en épocas del pasado diferentes pueblos han deseado y puesto en práctica la intención de eliminaros a todos, sin causa que lo justifique.

3. Imagínate que vives rodeado de países que son enemigos.

4. Imagínate que los países con los que tienes frontera, algunos, están en guerra abierta, declarada, contra ti. casi ninguno tiene relaciones diplomáticas y todos son hostiles en mayor o menor medida.

5. Imagínate que un país limítrofe (Siria) tiene pretensiones de adhesión de otro (Líbano) y emplea y azuza el odio contra tu gente, de manera interesada, en una guerra civil larvada desde hace años que ha creado monstruos.

6. Imagínate que un país cercano (Siria) y otro no tanto (Irán) financian a grupos terroristas para acabar con el estado donde vives e incluso planificar el asesinato de tu gente. En una jugada de póker o ajedrez mortal.

7. Imagínate que un país (Irán) manifiesta que una de sus prioridades es la de borrarte del mapa.

8. Imagínate que un país (Irán) está en plena escalada nuclear para amenazarte (y con ello al mundo) y mide sus adelantos en materia militar por los kilómetros que les falta para bombardear Jerusalén con sus misiles nucleares.

Continuar leyendo


“En nombre de Alá, el Misericordioso y Compasivo”

Para que antes de opinar, sepas sobre lo que vas a defender, así no tienes excusas para ser hipócrita.

                                                                        Juan Zapato, un poeta en Israel.

Palestina, Muharram 1, 1409 A.H./18 de agosto, 1988

En nombre de Alá, el Misericordioso y Compasivo

“Ustedes son la mejor nación que ha sido creada para la humanidad. Ustedes comandan el bien y prohíben el mal y creen en Alá. Si sólo el pueblo del Libro [es decir, judíos y cristianos] hubiesen creído, habría sido mejor para ellos. Algunos de ellos creen, pero la mayoría de ellos son inicuos. Ellos nunca serán capaces de hacer daños graves, sólo serán una molestia. Si te atacan, te darán la espalda y huirán, y no serán socorridos. La humillación es su suerte dondequiera que se encuentren, salvo donde sean salvados de este por un vínculo con Alá o por un vinculo con los hombres. Ellos incurrieron sobre sí mismos la ira de Alá y la miseria es su suerte, porque niegan los signos de Alá y erróneamente asesinaron a los profetas y por haber desobedecido y transgredido”. (Corán, 3:110-112).

“Israel existirá y continuará existiendo, hasta que el Islam la suprima, al igual que abolió la que había ante de esta”. [De las palabras del] mártir, Imam Hasan al-Banna’, que la misericordia de Ala esté con él [2].

“El mundo islámico está ardiendo y todos y cada uno de nosotros debemos verter agua, aunque sea poca, para extinguir lo que pueda extinguirse, sin esperar por los demás”. [De las palabras del] Jeque Amjad Al-Zahawi, que la misericordia de Alá esté con él. [3]

En nombre de Alá, el Misericordioso y Compasivo

Preámbulo

Alabado sea Alá. Buscamos Tu ayuda, Te pedimos perdón, Te pedimos orientación y confiamos en Ti. Que la plegaria y la paz esté con el mensajero de Alá y con su familia y compañeros y con los que son leales a él y difundan su mensaje y sigan su Sunna [las costumbres del Profeta]. Que las plegarias y la paz estén siempre con ellos mientras el cielo y la tierra existan.

Oh pueblo, en medio de grandes problemas y en las profundidades del sufrimiento y de las palpitaciones de los corazones creyentes y brazos purificados para el culto, del conocimiento del deber y en respuesta al mandato de Alá – desde allí llegó la convocatoria [de nuestro movimiento] y la reunión y unión [de fuerzas] y desde ahí vino la educación de conformidad con el camino de Alá y una decidida voluntad de llevar a cabo el papel [del movimiento] en la vida, superando todos los obstáculos y superando las dificultades del viaje. Desde allí llegó también la preparación continua, [junto a] estar dispuesto a sacrificar la vida propia y todo lo que es valioso por la causa de Alá.

Luego la semilla tomó forma y [el movimiento] comenzó a avanzar a través de este mar tormentoso de deseos y esperanzas, anhelos y aspiraciones, peligros y obstáculos, dolores y desafíos, tanto a nivel local [en Palestina] y en el exterior.

Cuando la idea maduró y la semilla creció y la planta inyectó sus raíces en el suelo de la realidad, lejos de las emociones fugaces y el apresuramiento indebido, el Movimiento de Resistencia Islámico [Hamas] [4] se dispuso a jugar su papel, marchando hacia adelante por el bien de Alá. [Al hacer esto, Hamas] une las armas con todos los que emprenden el Jihad por la liberación de Palestina. [5] Las almas de sus combatientes Jihad se reúnen a las almas de todos los combatientes del Jihad quienes sacrificaron sus vidas por la tierra de Palestina, desde el momento en que los compañeros del Profeta la conquistaron hasta el presente.

El pacto del Movimiento de Resistencia Islámica (Hamas), revela su rostro, presenta su identidad, aclara su posición, deja en claro su aspiración, discute sus esperanzas y llama en voz alta a ayudar y apoyarla y unirse a sus filas, porque nuestra lucha con los judíos es muy extensa y grave y requiere de todos los esfuerzos sinceros. Es un paso que debe ser seguido de otras medidas, es una brigada que debe ser reforzada de brigadas en brigadas de este vasto mundo islámico, hasta que los enemigos sean derrotados y la victoria de Alá sea revelada.

Así es como lo vemos venir en el horizonte: “Y después de un tiempo llegaran a saber de este” (Corán, 38:88)

“Alá ha escrito: Soy yo y mis mensajeros que sin lugar a dudas prevalecerán. Alá es Fuerte y Poderoso”. (Corán, 58:21)

“Digan: Éste es mi camino. Llamo en Alá con certeza, yo y aquellos que me siguen y la gloria esté con Alá, yo no estoy entre los politeístas”. (Corán, 12:108)

Continuar leyendo


“SEVA VIVE”, Luis López Nieves

25abr11


“palestina, la causa perdida”, Juan Zapato

A los deudos de la familia Fogel

imagesCATZ911R

Qué pensamientos alumbran soles nocturnos,

que dirigen la mano,

que desenvaina la daga letal,

que trunca el sueño convirtiéndole en muerte,

que interrumpe la vida sin prisa,

que clausura el porvenir.

Qué izquierda pertenencia se hace eco y

no enmudece con hipocresía su voz,

ante el grito de auxilio omitido.

Qué odio se transforma en religión

y qué religión en ideología sustenta su credo

en una dantesca figura embriagada de sangre

y con un eufemismo llama resistencia a la carroña.

Con la misma sinrazón

que quiere vestir de velo a sus mujeres hasta hacerlas desaparecer.

Qué nombre lleva el culto a la ignorancia

que encubre el origen de la memoria,

dando miseria por alimento, envenenando almas.

Y cómo se llamará la próxima intifada,

y cuánto tiempo más despilfarrarás en no construir tu país,

por permitir ser esclavo de un nuevo califato.

Y como en los versos de Brecht vuelves tu mirada de costado

y junto a D´s nos das la espalda.

Juan Zapato©


“Su excelencia”, Cantinflas

Me ha tocado en suerte ser último orador, cosa que me alegra mucho porque, como quien dice, así me los agarro cansados. Sin embargo, sé que a pesar de la insignificancia de mi país que no tiene poderío militar, ni político, ni económico ni mucho menos atómico, todos ustedes esperan con interés mis palabras ya que de mi voto depende el triunfo de los Verdes (EE.UU.) o de los Colorados (Unión Soviética). Señores Representantes: Estamos pasando un momento crucial en que la humanidad se enfrenta a la misma humanidad.
Estamos viviendo un momento histórico en que el hombre científica e intelectualmente es un gigante, pero moralmente es un pigmeo. La opinión mundial está tan profundamente dividida en dos bandos aparentemente irreconciliables, que dado el singular caso, que queda en solo un voto. El voto de un país débil y pequeño pueda hacer que la balanza se cargue de un lado o se cargue de otro lado. Estamos, como quien dice, ante una gran báscula: por un platillo ocupado por los Verdes y con otro platillo ocupado por los Colorados. Y ahora llego yo, que soy de peso pluma como quien dice, y según donde yo me coloque, de ese lado seguirá la balanza. ¡Háganme el favor!… ¿No creen ustedes que es mucha responsabilidad para un solo ciudadano? No considero justo que la mitad de la humanidad, sea la que fuere, quede condenada a vivir bajo un régimen político y económico que no es de su agrado, solamente porque un frívolo embajador haya votado, o lo hayan hecho votar, en un sentido o en otro.

El que les habla, su amigo… yo… no votaré por ninguno de los dos bandos (voces de protesta). Y yo no votaré por ninguno de los dos bandos debido a tres razones: Primera, porque, repito que no se sería justo que el sólo voto de un representante, que a lo mejor está enfermo del hígado, decidiera el destino de cien naciones; Segunda, estoy convencido de que los procedimientos, repito, recalco, los procedimientos de los Colorados son desastrosos (voces de protesta de parte de los Colorados); ¡y Tercera!… porque los procedimientos de los Verdes tampoco son de lo más bondadoso que digamos (ahora protestan los Verdes). Y si no se callan ya yo no sigo, y se van a quedar con la sensación de saber lo que tenía que decirles. Insisto que hablo de procedimientos y no de ideas ni de doctrinas. Para mí todas las ideas son respetables aunque sean “ideítas” o “ideotas” aunque no esté de acuerdo con ellas. Lo que piense ese señor, o ese otro señor, o ese señor (señala), o ese de allá de bigotico que no piensa nada porque ya se nos durmió, eso no impide que todos nosotros seamos muy buenos amigos.

Continuar leyendo


“La Imaginación al Poder”, Roberto Sánchez

Con esta entrega doy por concluida esta serie de tres editoriales publicados en “Israel Latina” allá por el año 2006.

Las semejanzas con el presente abundan, sorprenden al distraído, reflotan a los incrédulos de su letargo, los opinadores inundan nuestros oídos y damos por ciertas sus falacias. El llamado Primer Mundo descubre dictaduras, que hasta ayer eran “socios” y en el Nuevo Mundo vitorean revoluciones que no son tales, confundiendo el grito desesperado y sin rumbo de desposeídos olvidados iguales a sus gobernados. Debemos continuar trabajando por la Paz, para que en tanta confusión, vislumbrar un poco de luz. Roberto Sánchez.

 

mayo_68 “La Imaginación al Poder”, ¿fue tan solo un slogan por aquellos años…? quiero pensar que no, aunque cada día que pasa me resulta más difícil digerir estos bocados sin atragantarme en el intento.

Ensordecedoras voces en manifestaciones por doquier de América Latina y Europa agitan rojos estandartes entremezclados entre trapos amarillos de Hezboláh, imágenes de los terroristas Khomeini y Nasralah se alzan entre la muchedumbre y mi desconcierto se agiganta. Voy pasando canales árabes en mi televisor buscando a la militancia socialista, comunista, trotskista, todo el abanico de la izquierda y su espíritu internacionalista, pero no están presentes en ningún país musulmán ¿o están mimetizados? Aquí en Israel, Meretz, Paz Ahora, sus representantes parlamentarios y militantes, se manifiestan en las calles expresando su oposición democráticamente.

A esta altura por mi ingenuidad, debo parecer tonto.

Viene a mi memoria una frase de Mark Twain: “Cuando uno se encuentra del lado de la mayoría, es hora de detenerse y reflexionar”.

Nerón después de incendiar Roma, se sintió triunfante, Nasralah entre las ruinas del sur de Beirut se proclamó vencedor y hoy después de un mes de iniciado el alto el fuego, se atrevió a salir de su cueva, para amenazar una vez más a Israel, valiente.

Y mi memoria continúa trayéndome frases, ahora del Libertador Simón Bolívar: “Huid del país donde uno solo ejerza todos los poderes: es un país de esclavos.”

No quisiera imaginarme si el payaso de Hugo Chávez, hubiese gobernado en tiempos del caudillo Carlos Menem acompañado de sus Montoneros, por los años setenta.

¡Tanta sangre derramada!

Que las ideologías están muertas, a otro con ese cuento. Nos diferenciamos del resto de los animales por el desarrollo del pensamiento. Y haciendo ejercicio del mismo, me pregunto y les pregunto: ¿Por qué han traicionado sus ideales de igualdad, libertad y justicia? ¿Por qué se han rendido ante un verdadero imperialismo de fanáticos islamistas? ¿Dónde están los defensores de los derechos de las mujeres y los niños? ¿Quién eleva la educación como herramienta libertaria?

“La Imaginación al Poder” es imposible de realizarse con referentes del oscurantismo.

Perdón si ofendo a alguien, pero estoy acostumbrado a exponer mis Ideas en Libertad sin necesidad de la fuerza.

Roberto Sánchez©


“La diferencia entre Inglaterra, Gran Bretaña y el Reino Unido”, C. G. P. Grey

Si Usted cree que Inglaterra, Gran Bretaña o el Reino Unido son un mismo país, está en un error, y si piensa viajar a alguno de estos lugares le recomiendo ver el siguiente video, no sea que se equivoque de destino. 

Mi agradecimiento a Graciela Streger que se tomó el trabajo de traducir del inglés el texto que acompaña al video, Juan Zapato.

Bienvenido al Reino Unido (y mucho más) explicado por mí, C. G. P. Grey

 

¿El Reino Unido, Inglaterra, Gran Bretaña? ¿Son estos tres el mismo lugar? Diferentes lugares? ¿La gente británica se ríe en secreto de aquellos  que utilizan erróneamente los términos? ¿Quién sabe las respuestas a estas preguntas? Yo las sé y se las voy a decir ahora mismo.

Para los que se han perdido: este es el mundo, este es el continente europeo y este es el lugar  que debemos desentrañar.

El área que se muestra en color morado es el Reino Unido. Parte de la confusión es que el Reino Unido no es un solo país, sino que es un país de países.

Contiene en su interior cuatro naciones iguales y soberanas.

El primero de ellos es Inglaterra – mostrado aquí en rojo. Inglaterra se confunde a menudo con el Reino Unido en su conjunto porque es la más grande y más poblada de las naciones y contiene la capital "de facto": Londres. Hacia el norte está Escocia, que se muestra en azul y al oeste Gales, que se muestra en blanco. Y, a menudo olvidado incluso por aquellos que están en el Reino Unido, Irlanda del Norte, que se muestra en color naranja.

Cada país tiene un término local para la población. Mientras que usted puede llamar a todos los "británicos", esto no es recomendable, ya que los cuatro países en general no se llevan bien.

Los Irlandeses del Norte, Escoceses y Galeses   se refieren a los Ingleses como amos coloniales, "masters" en la conducción de esclavos -sin importar que los tres tienen sus propios parlamentos descentralizados y se les permite votar las leyes Inglesas, a pesar de que  no sucede lo mismo a la inversa- y los ingleses en general, se refieren el resto como tosca gente rural que pasa demasiado tiempo con sus ovejas.

Sin embargo, como los cuatro países que la componen no tienen sus propios pasaportes, todos ellos son ciudadanos británicos, les nos guste o

no. Ciudadanos británicos del Reino Unido – cuyo nombre completo es el Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte.

¿Y dónde se esconde Gran Bretaña? Aquí mismo: el área cubierta de negro en Gran Bretaña. A diferencia de Inglaterra, Escocia, Gales e Irlanda del Norte, Gran Bretaña es un término geográfico más que un término político.

Gran Bretaña es la isla más grande entre las Islas Británicas.

En el Reino Unido, el término "Gran Bretaña"es utilizado usualmente para referirse a Inglaterra, Escocia y Gales únicamente, con la exclusión intencional de Irlanda del Norte. Esto es principalmente, aunque no del todo cierto, debido a que los tres países que la componen tienen islas que no forman parte de Gran Bretaña como: La Isla de Wight, Islas de Scilly y Lundy, que forman parte de Inglaterra, la isla galesa de Anglesey y las escocesas:

* Hébridas
* Islas Shetland
* Islas Orcadas
* Islas del Clyde

La segunda isla más grande de las islas británicas es Irlanda. Cabe señalar que Irlanda no es un país. Al igual que Gran Bretaña, es un término geográfico, no político.

La isla de Irlanda contiene en sí dos países, Irlanda del Norte – del que ya hemos hablado – y la República de Irlanda. Cuando la gente dice que es "irlandesa" se está refiriendo a la República de Irlanda, que es un país independiente del Reino Unido.

Sin embargo, tanto la República de Irlanda y el Reino Unido son miembros de la Unión Europea a pesar de que a Inglaterra a menudo le gusta fingir que es una isla en medio del Atlántico y no estar ubicada a 50 km de la costa de Francia. Pero eso es otra historia, para otro momento.

Para revisar:

Las dos islas más grandes de las Islas Británicas son Irlanda y Gran Bretaña. Irlanda tiene está formada por dos países – la República de Irlanda e Irlanda del Norte, mientras que Gran Bretaña (en su mayoría) contiene tres: Inglaterra, Escocia y Gales. Estos tres últimos, cuando se combinan con Irlanda del Norte forman el Reino Unido

Terminado… no

Todavía hay muchas preguntas sin respuesta, como: ¿por qué, cuando usted viaja a Canadá encuentra a la Realeza británica en el dinero?

Para responder a esto, tenemos que hablar de Imperio. No se puede haber ido a la escuela en el mundo de habla Inglesa sin haber aprendido que el Imperio Británico, una vez se extendió por un 1/4 del territorio mundial y gobernó a casi un 1/4 de su población.

Mientras que es fácil de recordar que parte del imperio se separó violentamente… a menudo olvidamos cómo muchas naciones obtuvieron la independencia mediante la diplomacia, sin derramamiento de sangre.

Estos aspirantes a naciones llegaron a un acuerdo con el imperio en el que se siguió reconociendo a la monarquía como el jefe del Estado a cambio de un parlamento local y autónomo.

Pero esto plantea la pregunta: ¿estos países a continuación, continúan siendo parte del Reino Unido?

Bueno, no exactamente, pero para entender cómo están conectados, tenemos que hablar de la corona.

No se trata de la corona que se encuentra detrás de un cristal en la torre de Londres y gana millones de libras en concepto de turismo para el Reino Unido, sino de la corona como una complicada entidad legal, de mayor comprensión cuando se la piensa como una corporación de un solo hombre.

¿Quién ha creado esta empresa?

Dios lo hizo.

Continuar leyendo


“Tres monos sabios y yo”, Roberto Sánchez

Continuando con lo prometido, aquí la segunda entrega de aquel editorial publicado en “Israel Latina”. Corría el mes de Agosto del 2006 y la proximidad del fin de la guerra. Cualquier coincidencia con la actualidad, es la realidad.

 

Tres monos sabios y yo

Uno calla, otro prefiere no ver y el tercero no quiere escuchar, y yo solo, en el escenario, intérprete de un monólogo forzado, por que ellos no quieren protagonizar un diálogo, han elegido la crítica destructiva. Pero hay una luz de esperanza, eres tú lector.

Los Goebels de hoy se llaman “formadores de opinión”, ejercitan la demagogia ante masas a las que han venido desinformando desde hace tiempo so pretexto de privilegiar el consumismo, el individualismo, el desinterés por el compromiso con sus pares y el medio ambiente que, aunque lo ignoren, deben compartir.

No son tiempos de grandes lecturas ni de grandes pensadores, y ni hablar de grandes dirigentes. Igual que comida de fast food, la educación y la información llegan casi digeridas y el olor a podrido se oculta en atractivos envoltorios. El acelerador constantemente presionado, no permite a los hombres detenerse a mirar el mundo que les rodea, pensarlo, repensarlo.

En frente de Occidente, el atraso provocado, fomentado desde unos pocos amos que ostentan el poder traspasado generación tras generación, sumergen a millones de seres humanos miles de años en la historia. Analfabetizan en el culto al odio. La vida no es un valor en sí, y todos estos padecimientos no son atribuibles al “imperialismo”. Ni las luchas intestinas son revolucionarias, ni “liberación o dependencia” movilizan las ideas.

Es la barbarie de las civilizaciones.

La única democracia en oriente medio es insultada de fascista.

Nuestro ejército de defensa, son nuestros hijos, son los padres de familia convocados como reservistas los que caen en el frente de batalla. Ellos, las mujeres y los hombres de nuestro pueblo, nuestro ejército de defensa, son descriptos dantescamente como una gran máquina de destrucción que pisotea inocentes, indefensos, desprotegidos.

Aquí en el norte de Israel, las ciudades atacadas por las katiushas disparadas por la banda criminal de Hezboláh, ASESINAN A CIVILES. Y no morimos más, porque durante estos últimos seis años que desde el otro lado de la frontera se construían túneles y bunkers, se aprovisionaban de miles de misiles y se adueñaban del sur del Líbano ante la inoperancia de los observadores de la ONU, nosotros construíamos nuestras casas con refugios, hasta el hospital, para protegernos del ataque que un día lanzarían contra nuestras poblaciones. Sepa el mundo, quiera saber: Hezboláh asesina civiles israelíes y también libaneses.

Los tres monos sabios están abocados a redactar su historia para la historia después de esta guerra iniciada 58 años atrás.

Pero hay una luz de esperanza, eres tú lector.

Roberto Sánchez©


“Los senderos de la experiencia”, José Marzo

utopia2 He llegado a la conclusión de que los mejores frutos del humanismo se derivaron, en política, del desarrollo conjunto de los principios de la libertad y la igualdad, y en ética, de la combinación de dos actitudes, la rebeldía antijerárquica y la simpatía por los sojuzgados. Sería interesante intentar evaluar el daño producido, pese a sus buenas intenciones, por los  líderes políticos que, como Lenin, insistiendo en la igualdad despreciaron la libertad, y por los moralistas populares que, como Jesús de Nazaret, bendijeron la simpatía por los sojuzgados pero condenaron la rebeldía. El desconcierto actual de la izquierda procede en gran medida de su incapacidad para reconocerse en estos cuatro pilares y para estructurarlos.

Cuando, tras la caída del muro de Berlín, Francis Fukuyama publicó su famoso artículo, en un aspecto le hizo un favor, pero en otro la confundió aún más. Al decretar el fin de la historia, la izquierda más inquieta se sacudió la modorra y buscó el mecanismo que la relanzara. Pero al reabrir la herida del fin de las ideologías, la izquierda, movida por la misma reacción, pensó que debía recuperarlas, como si el resbaladizo concepto de ideología formara parte inseparable de su identidad. Esto la ha conducido a un callejón sin salida.

En principio, la ambigüedad del término debería hacernos dudar de su utilidad. Lo he leído empleado en el sentido de doctrina política o económica, lo que le otorgaría un carácter técnico. La doctrina del libre comercio, la de la colectivización de los medios de producción o la de la nacionalización de la industria serían por tanto ideologías. En otros casos, con ella se alude a un modelo de sociedad, lo que más propiamente sería un ideal o, si se trata de un modelo detallado y acabado, una utopía, al estilo de la de Tomás Moro. Está muy extendido su uso como estudio de símbolos y significantes en su relación con los sujetos y las significaciones, lo que en semiótica se designa con el término más preciso de pragmática. Yo lo he utilizado varias veces, siguiendo a Marx, como conjunto de ideas y valores con el que un colectivo enmascara sus verdaderos intereses. De acuerdo con este sentido, el neoliberalismo sería una ideología, pues es un ideario que, amparado en la libertad y la competitividad, está justificando el traspaso del poder económico a los oligopolios y a las grandes corporaciones, donde se anulan la competitividad y la libertad. Algunos autores proponen para referirse a este hecho la expresión, que yo considero demasiado vaga, de falsa conciencia. Y por último, se da un caso más vinculado con su etimología griega y con sus orígenes en los escritos de los idéologues franceses del siglo XIX, como Fourier, que significa ciencia de las ideas y que designa la expresión literaria del idealismo filosófico.

Conviene puntualizar que si bien el idealismo filosófico ha generado siempre un idealismo político y moral, la correspondencia no se invierte, pues es frecuente un idealismo moral y político en los partidarios del empirismo.

Estoy convencido de que la izquierda necesita reencontrar sus principios, interpretarlos y desarrollar discursos para la fundación de proyectos que cumplan la función de una idea reguladora, e incluso para la ideación, por quienes dispongan de una imaginación fértil, de una pluralidad de utopías, lo-que-no-está-en-ningún-sitio. Pero si, paralelamente, se lanzara de nuevo en brazos del idealismo filosófico, estaría dando la espalda a los logros de la biología, la física, la geología, la química, la antropología, la neurología, la psicología.., a todo lo que la humanidad ha comenzado a vislumbrar de la realidad gracias a la asunción de la teoría empírica del conocimiento.

En otras palabras, la izquierda, si quiere existir, deberá superar una disyuntiva: seguir deambulando como hasta ahora por el pantanoso terreno de la ideología o echar a andar, en dirección a los hermosos y huidizos ideales, por los senderos de la experiencia.

José Marzo©