Archivo de la etiqueta: Intifada

«Izcor», Mara O.G.

Seis millones.
Seis millones de judíos europeos, asesinados por el hecho de ser judíos.
La Shoá llevó al judaísmo, casi al borde del Silencio.
La  Palabra escrita ha constituido nuestra supervivencia. Somos el Pueblo del Libro, Eretz Israel, nuestra Tierra.

Hacemos un breve repaso por la historia, por la literatura (no vamos a extendernos, no vamos a nombrar aunque los tenemos presentes, a los judíos que han recibido el Premio Nobel, a los músicos, ajedrecistas, directores y guionistas de cine y teatro,  medicina, física. A los que desde su vida diaria trabajan en las fábricas, en los hospitales, en sus casas cuidando de sus hijos o de sus mayores).

Historia:

  • Esclavitud en Egipto.
  • Exilio en Babilonia…
  • Siglo I de la  E.C. conquista de Jerusalén por Roma, Fue una conquista dura, porque los judíos se defendieron más que otros pueblos. Roma destruyó el Templo Sagrado. 
  • El exilio, persecuciones, nuevas expulsiones siglos XII Francia, XIII Inglaterra.
  • Siglo XV, Inquisición española… y portuguesa.
  • Siglo XIX, pogromos en la Rusia zarista.
  • Siglo XX, la Shoá. Locura desnuda. La complicidad de muchos ciudadanos europeos, de gobiernos que casi hicieron posible la solución final. También hubo gente valiente y buena que ayudó a los judíos. Hubo gente valiente y buena que luchó contra la barbarie nazi y su maquinaria de la muerte.
    ¿Se habla  actualmente en las clases de historia, del levantamiento del gueto de Varsovia?

Literatura:

  • Siglo XXI. El antisemitismo no tolera que los judíos se defiendan, ni con las armas ni con la palabra escrita…

«La palabra escrita es sinónimo de  lo sagrado» (Arthur Miller).

Se explica, se pregunta en  las clases de lengua y literatura ¿cómo hubiera sido la literatura española sin Fernando de Rojas, Cervantes, Teresa de Ávila. Juan de Ávila… etc? En ningún momento se cita el origen de estos grandes escritores.

¿Cómo seria la cultura occidental sin Marx, Einstein y Freud?

Occidente hoy ha adoptado un «nuevo  antisemitismo»: El antisionismo.

¡HaTikva!
¡Am Israel Jai!

Mara O.G©

Interpretacion de violín durante el acto de recordación de las víctimas de la Shoá en el anfiteatro del Museo Lohamei haGuetaot: https://www.gfh.org.il/eng


“Los mitos del terrorismo yihadista”, Moises Naim

meposters-0002-059_thumb

Desde los ataques del 11 de septiembre de 2001, los terroristas han asesinado a 93 personas en Estados Unidos. Casi la mitad, 45, fueron víctimas de yihadistas. Los restantes 48 murieron a manos de terroristas que nada tenían que ver con el Islam. Fueron asesinatos motivados por el odio contra médicos y enfermeras que practican abortos, por el fanatismo paranoide en contra del Gobierno o por la ideología neonazi.
 
El análisis de más de 330 personas sentenciadas en EE UU desde el 11-S por crímenes relacionados con el terrorismo yihadista revela un perfil que contrasta con las creencias más comunes acerca de quiénes son estos terroristas. Cuando cometieron esos crímenes tenían, de media, 29 años. Un tercio de ellos estaban casados y otro tercio tenían hijos. Habían alcanzado el mismo nivel educativo que el promedio de la población de Estados Unidos y la incidencia de problemas mentales en este grupo era menor que la del promedio del país. Otro dato importante es que todos los atentados letales de motivación islamista fueron perpetrados por ciudadanos o por residentes legales en EE UU.

En resumen: los terroristas islamistas que han actuado en EE UU después del 11-S son personas sorprendentemente ordinarias. Y no llegaron de afuera. Son estadounidenses que han vivido siempre, o la mayor parte de su vida, en ese país. Además vale la pena señalar que, en Estados Unidos, es 3.000 veces más probable que una persona muera asesinada de un balazo disparado por uno de sus compatriotas, sin motivaciones ideológicas, que por un yihadista.

Estos datos provienen de Estados Unidos de Yihad, un reciente libro de Peter Bergen, experto en terrorismo islamista que saltó a la fama en 1997 por haber sido el productor de la primera entrevista televisada a Osama Bin Laden. El libro ofrece una detallada disección de lo que Bergen llama “terroristas cosechados en casa”. Estos son los estadounidenses que se radicalizan, convirtiéndose en soldados de una guerra santa contra los no-creyentes, particularmente contra Occidente, y que se inspira en una extrema y distorsionada interpretación del Islam. Particular preocupación generan los llamados “lobos solitarios”, terroristas que actúan a solas y sin haber tenido mayor contacto con redes internacionales o con otros sospechosos. Su aislamiento crea enormes dificultades para detectarlos antes de que cometan un acto terrorista. 

La gran pregunta es: ¿Por qué? ¿Qué hace que personas que, a primera vista, no muestran mayores diferencias con el resto de la población, decidan convertirse en yihadistas? No se sabe. Entre los expertos no hay consenso en la respuesta.

Algunas cosas, sin embargo, están claras. La radicalización hacia la violencia yihadista tiene determinantes y contextos diferentes en cada país. El joven francés que asesina inocentes y luego se suicida gritando Alahu akbar ha tenido una experiencia vital diferente a la del correligionario que ha hecho lo mismo en Estados Unidos. En Francia por ejemplo, menos del 10% de la población es musulmana pero el 70% de su población penitenciaria lo es. Este no es el caso en EE UU, aunque es el país con el mayor porcentaje de su población encarcelada. La integración de los musulmanes en la vida económica y social en EE UU es más armónica que en otros países.

Otra característica frecuente —mas no universal— entre los yihadistas es la existencia de un episodio detonador: alguna frustración personal, graves dificultades económicas, el desconsuelo por alguna pérdida de un ser querido o un fracaso amoroso.

Pero no todas las personas que pasan por algo así se vuelven terroristas.

Al yihadismo también se llega a través de procesos psicológicos más complejos y menos evidentes. La Asociación Americana de Psiquiatría ha publicado en su boletín mensual un interesante artículo que recapitula los resultados de las investigaciones más recientes sobre el tema. Los psiquiatras centran su explicación en la necesidad que tienen todos los adultos jóvenes de lograr un cierto “alivio existencial”. Y añaden: “Esto implica descubrir quién es uno, adónde pertenece, qué valora, qué le da sentido a la vida, qué puede aspirar a ser y cómo puede demostrarle al mundo su valía… Para los jóvenes marginados y que a veces están en transición entre una sociedad y otra, el proceso de formación de su identidad puede ser una tarea desesperanzadora”. Concluyen los psiquiatras: “Las razones por las cuales los jóvenes se unen a organizaciones terroristas tienen poco que ver con ser pobre, musulmán o psicópata y más con las vulnerabilidades de la naturaleza humana, que son exacerbadas por ciertos aspectos de las sociedades occidentales… Para los jóvenes occidentales que están en transición y se sienten marginados, solitarios, perdidos, aburridos, espiritual y existencialmente desposeídos y abrumados por demasiada libertad, el ISIS y otras ideologías superficiales pero contagiosas seguirán siendo muy tentadoras como soluciones instantáneas a las profundas dificultades inherentes a la condición humana”.

Esta visión psicológica no aporta muchas ideas prácticas acerca de cómo prevenir el terrorismo yihadista. Pero, al menos, desenmascara los prejuicios que pasan por hechos incuestionables y nos hace ver lo peligroso que es adoptar políticas basadas en presunciones falsas.

Moises Naim©

Fuente: http://internacional.elpais.com/internacional/2016/03/19/actualidad/1458424049_201262.html


¡Alláh Islam!, Tzvi Yejezkeli

Cuatro capítulos realizados en septiembre de 2012 por el prestigioso periodista israelí del Canal 10, Tzvi Yejezkeli, sobre las comunidades árabes musulmanes en Europa. Yejezkeli proviene de una familia de judíos irakíes, es especialista en el mundo árabe y, en la actualidad, es analista para varios medios de comunicación.

Hatzad Hasheni (La Cara de la Verdad) es un proyecto de diplomacia pública fundado por Macabi CLAM en 2010. En la actualidad, el programa trabaja en 18 países, en 26 comunidades, frente a miles de personas de habla española y portuguesa. Hatzad Hasheni les ofrece este importante material periodístico.


“La intolerancia islamica”

2012-09-18-120919_delucq_papier_pt


“La carta ideológica del Movimiento de Resistencia Islámico – Hamas”

La carta ideológica del Movimiento de Resistencia Islámico – Hamas(Fuente MEMRI©)

Palestina, Muharram 1, 1409 A.H. / 18 de agosto de 1988

En el nombre de Alá el Misericordioso y el Compasivo

“Ustedes son la mejor nación que le fue dada a la humanidad. Ustedes ordenan el bien y prohíbe el mal y creen en Alá. Si sólo el pueblo del Libro [e.d., judíos y cristianos] hubiera creído, les habría ido bien. Algunos de ellos creen, pero la mayoría son malvados. Ellos nunca te podrán dañar seriamente, sólo serán una molestia. Si te combaten, te darán la espalda y huirán, y no serán de gran ayuda. La humillación es su condición dondequiera que puedan estar, excepto en dónde sean salvados de esta por una unión con Alá o por una unión con los hombres. Ellos se provocaron a si mismos la ira de Alá, y la miseria es su condición, porque negaron las señales de Alá e injustamente mataron a los profetas, y porque desobedecieron y transgredieron”. (Corán, 3:110-112). hamas

“Israel existirá, y continuará existiendo, hasta que el Islam la destruya completamente, así como abolió lo que estaba antes de esta.” [De las palabras del] mártir, Imam Hasan al-Banna’, que la misericordia de Alá esté en él. [2]

“El mundo islámico se está quemando, y todos y cada uno de nosotros debemos verter agua, aunque sea poca, para extinguir lo que él pueda extinguir, sin esperar por otros”. [De las palabras del] Jeque Amjad Al-Zahawi, que la misericordia de Alá esté en él. [3]

En el nombre de Alá el Misericordioso y el Compasivo

Preámbulo

Alabado sea Alá. Buscamos la ayuda de Él, pedimos el perdón de Él, le pedimos guía, y confiamos en Él. Que los rezos y la paz estén con el mensajero de Alá y en su familia y sus compañeros, y para aquéllos que son fieles a él y esparcieron su mensaje y siguen su sunna [la costumbre del Profeta]. Que los rezos y la paz estén por siempre en ellos mientras el cielo y la tierra existan.

hamas1Oh pueblo, de entre grandes problemas y en las profundidades del sufrimiento, y de los latidos de corazones que creen y brazos purificados para el culto, fuera del conocimiento del deber y en respuesta a la orden de Alá – Así vino la llamada [de nuestro movimiento] y la reunión y unificación [de fuerzas], y así vino la educación de acuerdo con el camino de Alá y una resolución jurada para llevar a cabo el papel [del movimiento] en la vida, superando todos los obstáculos y venciendo las dificultades de la jornada. Así llegó también la preparación continua, [junto con] la prontitud para sacrificar la vida de uno y todo lo que es valioso por la causa de Alá.

Luego la semilla tomó forma y [el movimiento] empezó a avanzar hacia adelante a través de este mar tormentoso de deseos y esperanzas, anhelos y aspiraciones, peligros y obstáculos, dolores y desafíos, ambos localmente [en Palestina] y en el exterior.

Cuando la idea maduró, y la semilla creció, y la planta sacó sus raíces en la tierra de la realidad, fuera de las emociones fugaces y del apuro impropio, entonces el Movimiento de Resistencia Islámico [Hamas] [4] se propuso a jugar su papel, marchando hacia adelante por la causa de Alá. [Haciendo esto, Hamas] une fuerzas con todos aquéllos que emprenden el jihad para la liberación de Palestina. [5] Las almas de sus combatientes del jihad se reúnen con las almas de todos esos combatientes del jihad que sacrificaron sus vidas por la tierra de Palestina, desde la época cuando los compañeros del Profeta la conquistaron hasta el presente.

La carta ideológica del Movimiento de Resistencia Islámico (Hamas) revela su faz, presenta su identidad, clarifica su posición, hace clara su aspiración, discute sus esperanzas, y convoca a ayudarla y apoyarla y a unir sus líneas, ya que nuestra lucha con los judíos es muy extensa y muy grave, y requiere de todos los esfuerzos sinceros. Es un paso que debe ser seguido por otros pasos; es una brigada que debe ser reforzada por brigadas sobre brigadas de este inmenso mundo islámico, hasta que los enemigos sean derrotados y la victoria de Alá sea revelada.

Así es cómo nosotros los vemos venir en el horizonte: “Y después de un tiempo tu conocerás sobre esta”. (Corán, 38:88)

“Alá ha escrito: Soy yo y Mis mensajeros quienes ciertamente prevaleceremos. Alá es Fuerte y Poderoso”. (Corán, 58:21)

“Digan: Éste es mi camino. Yo llamo en Alá con certeza, yo y aquéllos que me siguen, y la gloria es para Alá, yo no estoy entre los politeístas”. (Corán, 12:108)

Capítulo Uno: Introducción al movimiento

Premisas ideológicas

Artículo Uno

El Movimiento de Resistencia Islámico: Islam es su camino. Es del Islam que deriva sus ideas, conceptos, y percepciones acerca del universo, la vida, y el hombre, y se refiere al juicio del Islam en todas sus acciones. Es del Islam que este busca dirección para guiar sus pasos.

La relación entre el Movimiento de Resistencia Islámico y la Hermandad Musulmana

Artículo Dos

hamas2El Movimiento de Resistencia Islámico es una de las alas de la Hermandad Musulmana en Palestina. El movimiento de la Hermandad Musulmana es una organización global y es el más grande de los movimientos islámicos en tiempos modernos. Es distinguido por su profunda comprensión y su precisión conceptual y por el hecho de que abarca la totalidad de los conceptos islámicos en todos los aspectos de la vida, en el pensamiento y en el credo, en política y en economía, en la educación y en los asuntos sociales, en materias judiciales y en materias de gobierno, en el predicar y en el enseñar, en el arte y en las comunicaciones, en secreto y en lo abierto, y en todas las otras áreas de la vida.

Estructura y formación

Artículo Tres

El Movimiento de Resistencia Islámico está fundado en musulmanes que le dieron su obediencia a Alá y le sirvieron como Él debe ser servido. “Yo no creé jinns y hombres excepto que ellos deben servirme a mí”. (Corán, 51:56)

[Estos musulmanes] reconocieron su deber hacia ellos mismos, sus familias y su patria, temiéndole a Alá en todo esto. Levantaron la estandarte del jihad ante la faz de los opresores, para consignar la tierra y los creyentes de su suciedad, impureza y maldad. “Nosotros lanzamos la verdad en contra de la falsedad y aplastamos su cabeza, y así, esta desaparece”. (Corán, 21:18)

Artículo Cuatro

El Movimiento de Resistencia Islámico le da la bienvenida a cada musulmán que abraza su credo, adopta su ideología, esta comprometido con su camino, guarda sus secretos y deseos para unir sus líneas en llevar a cabo el deber, y su premio está con Alá.

Continuar leyendo


“No existe fundamentalismo islámico”, Moshe Sharon

hamasEl “fundamentalismo” es un término proveniente del corazón de la religión cristiana. Significa fe que se obtiene por la palabra de la Biblia. Ser un Cristiano fundamentalista, o seguidor de la Biblia, no significa ir por todos lados asesinando personas. El fundamentalismo islámico no existe tampoco. Es sólo Islam y punto. Más bien la pregunta que nos deberíamos hacer es cómo interpretamos el libro del Corán.

Vemos repentinamente que los más importantes voceros e intérpretes del Islam son políticos de occidente. Ellos conocen mas que todos los oradores de las mezquitas, esos que gesticulan horribles sermones en contra de todo lo que sea judío o cristiano. Los políticos occidentales identifican un Islam bueno y un Islam malo, sabiendo inclusive hallar las diferencias existentes entre ambos. Pero existe un problema, ninguno de estos intérpretes occidentales sabe leer una palabra en árabe.

El árabe es el Idioma del Islam

Como se ve, mucho es lo que se oculta tras el lenguaje de lo políticamente correcto, de hecho se ha perdido la verdad. Por ejemplo, cuando en occidente hablamos sobre el Islam, tratamos de utilizar nuestro idioma y aplicar nuestra terminología. Hablamos del Islam en términos de democracia, fundamentalismo, parlamentarismo y toda clase de términos tomados directamente de nuestro léxico. Mi profesor, uno de los principales orientalistas en el mundo, dice que hacer esto equivale a un reportero tratando de escribir una nota sobre un partido de críquet usando términos del béisbol. No se puede utilizar para una cultura o civilización el lenguaje de otra. Para el Islam, usted tiene que utilizar el idioma del Islam.

Principios del Islam

Permítaseme explicar los principios que rigen la religión del Islam. Por supuesto, todo musulmán reconoce el hecho de que hay sólo un Dios.

Pero esto no es suficiente. Un musulmán reconoce no solo el hecho de que hay un Dios, sino que Mahoma es su profeta. Sin estos fundamentos de la religión, no se es musulmán.

Pero por sobretodo, el Islam es una civilización. Es una religión que primero y antes que nada establece un sistema legal exclusivo que sumerge individuos, sociedad y pueblos con reglas de conducta. Si usted es musulmán entonces debe comportarse según las reglas del Islam, las cuales son establecidas en el libro del Corán y difieren notablemente de las enseñanzas contenidas en la Biblia.

La Biblia

Expliquemos las diferencias.

Desde el punto de vista de los eruditos y estudiosos, la Biblia relata el nacimiento del espíritu de una nación en un largo período de tiempo. Pero más importante aun, la Biblia conduce a la salvación, y lo hace de dos maneras.

El judaísmo conduce a la salvación nacional — no solamente la nación queriendo tener un estado, sino una nación deseosa de servir a Dios. Esta es la idea que se encuentra detrás del relato bíblico hebreo.

El Nuevo testamento que se nutre de la Biblia Hebrea lleva igualmente a la salvación, pero personal. Luego, tenemos dos clasificaciones de salvación, las cuales con frecuencia se unen o yuxtaponen.

La palabra clave es salvación y esto significa que todo individuo es guardado por Dios Mismo quien lo guía a la salvación por medio de Su palabra. Es la idea contenida en la Biblia, ya sea que nos refiramos al Antiguo o Nuevo Testamento. Todas las leyes en el texto bíblico, hasta las más pequeñas, apuntan en realidad hacia este hecho de la salvación.

Otro punto sobresaliente de la Biblia es la idea de que el hombre fue creado a imagen y semejanza de Dios. Esto intuye que usted no anda por ahí destruyendo la imagen Divina. Por supuesto, muchas personas toman las reglas de la Biblia para cambiarlas por completo. La historia es testigo de las masacres hechas en el nombre de Dios y de Jesús. No obstante, tanto el Judaísmo como la religión Cristiana hablan de honrar la imagen de Dios y sobre la esperanza de salvación, siendo éstos sus dos fundamentos básicos.

Continuar leyendo


“El "genocidio" en las Intifadas”, Gabriel Manzaneda

“Mientras haya un palestino vivo, el holocausto continúa”               José Saramago, 3-Agosto-2006

Es frecuente leer en un determinado sector de la política y la prensa europea expresiones como “genocidio” y “holocausto” para referirse al conjunto del conflicto israelí-palestino, pero en especial a los sangrientos años de las Intifadas, y más a la 2ª. Estos adjetivos se aplican sin necesidad de justificación, sin datos ni análisis que la apoyen, limitándose a ser una “competición literaria” sobre quién emplea el calificativo más sonoro o la comparación con algún otro hecho histórico rechazable más impactante (el Holocausto, la masacre del Congo belga, el exterminio nativo en numerosas zonas de América, etc.). No obstante, han dejado huella en la mente de numerosas personas, de tal forma que las condiciona de forma insuperable a la hora de analizar la realidad de la situación pasada y presente.
      Respecto a la aplicación de estas palabras a la totalidad del conflicto, basta para desautorizarlas una evidencia innegable: Si en 1914 vivían entre el Mediterráneo y el Jordán 410 mil árabes, en 1947 1,3 millones y hoy día 5 millones, ¿cómo puede haber existido genocidio? Si por otro lado se sabe que en la guerra de Independencia murieron unos 5.800 judíos/israelíes, en la del 73 casi 3 mil, además de los muertos en el 56 y el 67, así como el millar de fallecidos en atentados en los períodos de “paz” previos a la guerra del 67, queda claro que lo que hubo fueron guerras entre ejércitos, y las guerras producen muertos en ambos bandos sin que nadie hable de genocidios. A lo sumo, lo que se discute es la responsabilidad en el desencadenamiento de las guerras, para determinar sobre quién hay que descargar la culpa de las bajas (principalmente militares) que provocan.
Más impacto ha causado la imputación de genocidio a las muertes producidas desde 1987, considerándose el “enfrentamiento entre el 4º Ejército del mundo contra civiles con piedras” (1ª Intifada) o “contra desesperados suicidas que no tienen otra forma de defenderse” (en la 2ª).  Por ello es necesario resumir tanto los aspectos cuantitativos como cualitativos de estos dos sangrientos períodos (incluyendo los años intermedios) al objeto de aclarar lo sucedido a quienes todavía, debido a su lejanía física e informativa, tengan una visión tergiversada.
Si observamos los datos aportados por Btselem1 respecto a los fallecidos tanto desde el comienzo de la 1ª Intifada hasta el comienzo de la 2ª, por un lado, y durante los 4 primeros años de ésta, por otro, obtenemos las siguientes conclusiones:
1) Desde el 9 de Diciembre de 1.987 hasta el 30 de Octubre de 2000 murieron en el enfrentamiento 405 israelíes ( de los cuales 270 civiles) y 1.194 palestinos. Estos últimos se consideran por el informe como civiles, todos ellos, por lo cual no nos explicamos entonces quién mató a los 405 israelíes. Tampoco explica si los israelíes murieron todos a pedradas. En cualquier caso, no son los números propios del enfrentamiento entre el 4º Ejército del mundo (con “intención genocida”) y unos desarmados ciudadanos.
2) Si combinamos estos datos con los referidos exclusivamente a la 1ª Intifada2  tenemos que durante ésta (hasta 13-9-1993) murieron  160 israelíes y 1.162 palestinos, es decir, que durante el Proceso de Paz destinado a crear el Estado Palestino (según los parámetros finalmente de Taba) murieron 245 israelíes y 32 palestinos (simple cuenta de sustracción). Por tanto, la “represión sangrienta y desproporcionada” , por parte israelí, no se hizo sentir en esos 7 años.
3) Si nos adentramos en los datos de los 4 primeros años de la 2ª Intifada (hasta 15 -9-2004) tenemos que murieron 919 israelíes (de los cuales 635 civiles, 110 de éstos menores de edad) y 2.859 palestinos (aparte de 40 extranjeros muertos por palestinos). Vemos que se sigue con la proporción 1 a 3 entre los muertos de un bando a otro. Aquí es cuando debo aclarar que me resulta desagradable poner el número de muertos como si fuesen marcadores de un encuentro, pero es necesario si se quiere contestar a las imputaciones falseadas que han motivado este artículo.
   Si avanzamos 2 años obtenemos estos datos3, con lo que tenemos que en el conjunto de los 6 años murieron 3.733 palestinos y 1.011 israelíes. O lo que es lo mismo, en esos dos últimos años murieron 92 israelíes y 874 palestinos). Las medidas preventivas israelíes empezaban a ejercer su efecto en cuanto a evitar el derramamiento de la sangre propia, disminuyendo también (pero en menos proporción) el número de palestinos muertos. En suma, parece que la “desproporción” que se denuncia por muchos desde 2004 se debe más a la prevención (muro o valla) que a incrementar la dureza de la represión.
    No obstante, es necesario hacer 2 apreciaciones sobre el carácter cualitativo de las acciones armadas que llevaron a tal sangría, uno referido a la acción palestina y otro a la israelí, pero con datos sacados  ambos de fuentes antiisraelíes.
En este enlace del FDLP4 que recoge a su vez un artículo del diario oficial cubano Gramma, se nos dice que a comienzos de Octubre de 2003 una joven se suicidó en un restaurante de Haifa matando a 19 personas (5 niños). Lo más significativo es que señala que a los 3 años de Intifada ya se habían reportado 110 acciones suicidas, 6 de ellos realizados por mujeres. También nos dice aquí que ello estaba motivado por el accionar israelí, tanto en lo que respecta a esta mujer en particular (un hermano y un primo habían muerto a manos de militares israelíes) como general (más de mil muertos palestinos en los 9 primeros meses de 2003). Es la eterna disputa de quién empezó primero a matar. Pero también nos lleva a un último aspecto que conviene destacar, frente a quienes piensan en el genocidio o, al menos, en las “matanzas indiscriminadas” cuyo supuesto ejemplo sería Jenín.
Tenemos en este artículo de Rebelión5 un cuadro con el número de mujeres palestinas muertas en acciones violentas (ellos ponen “asesinadas”) desde el año 2000 hasta 2008. Si nos fijamos es el período 2000-2004, tenemos que murieron 101 mujeres (55 en Cisjordania y 46 en Gaza). Ese es el mismo período en el que habíamos visto que fallecieron 919 israelíes y 2.859 palestinos (mejor dicho, los datos de mujeres palestinas muertas cubren los 5 años completos mientras que los globales son de 4 años, de septiembre a septiembre de esos años). Por tanto, creo que queda demostrado que incluso en los años más difíciles le represión israelí iba dirigida contra quienes cometían los actos sangrientos, por lo cual menos de un 5% de las víctimas de tal represión son mujeres (las activistas armadas son ese porcentaje aproximadamente, como hemos visto incluso en las acciones suicidas reseñadas en el enlace del FDLP, (6 mujeres de 110 acciones). También se nos dice que no hay víctimas femeninas palestinas en Cisjordania en 2007 y 2008, ninguna. ¿Cómo puede haber un “lento genocidio” o matanzas si no ha muerto ninguna mujer en dos años?
Esta constatación del bajo porcentaje de mujeres palestinas fallecidas se recoge también es este otro informe del FDLP6: Las mujeres representan el 8,5% de los muertos adultos desde el comienzo de la 2ª Intifada hasta Septiembre de 2009, el 10% de los adultos muertos en 2008 y 2009, y el 11% de los adultos muertos en la Operación Plomo Fundido. Este último dato es más sorprendente, pues se supone que en este último caso, al ser territorio “desconexionado”, se bombardeaba indiscriminadamente para “quebrar la voluntad de vivir de la población”, según se suele repetir por esos sectores de opinión mencionados al principio de este artículo.
Por todo lo cual deben desterrarse las visiones del conflicto que lo equiparan a un deseo de exterminio del más débil por parte de la parte más fuerte en todos aquéllos que aún tuviesen una mala información al respecto.
Y próximamente, hablaremos de los presos.

Gabriel Manzaneda
1  http://www.forocoches.com/foro/showthread.php?t=447100
2 http://es.wikipedia.org/wiki/Intifada#Primera_Intifada
3 http://www.20minutos.es/noticia/157618/0/muertos/segunda/intifada/
4 ttp://www.fdlpalestina.org/articulos/israel_sigue_el_ejemplo_de_la_casa_blanca.htm (últimos párrafos)
5 http://www.rebelion.org/docs/93586.pdf
6 ttp://www.fdlpalestina.org/reportes/las-fuerzas-israelies-de-ocupacion-mataron-a-7407-palestinos-entre-ellos-1859-ninos.htm


“Sorpresa de cumpleaños”, Moshé Goldin

Eran cuatro hermanos. Sofía, la mayor que vivía en un kibutz del Neguev había quedado inválida y viuda, en un accidente ocurrido cinco años atrás. Raquel la menor, tuvo la idea de prepararle una sorpresa de cumpleaños y pensó reunir en su casa a los cuatro; a José que vivía en Londres y a Rubén que residía en Roma.

***

Sofía estaba leyendo el periódico, cuando la interrumpió el timbre del teléfono.

–Haló ¿quién habla?

–Buen día Sofía, soy Raquel. ¿Cómo estás?

–Muy bien, hermanita, que alegría escucharte. ¿Ya se mudaron? ¿Es cómoda la nueva vivienda?

–Sí, ya estamos instalados en Natania. El departamento es precioso y tiene vista al mar. Te llamaba para invitarte a conocerlo. ¿Por qué no venís el domingo próximo? Podríamos celebrar juntas tu cumpleaños en algún restaurante de la peatonal.

–Excelente idea y acepto encantada. Tengo que consultar quién viaja ese día para que me lleve. Pero será por la tarde.

–De acuerdo, cenaremos juntas, te quedarás a dormir con nosotros y al día siguiente te llevaremos de regreso al kibutz ¿te parece bien?

–Perfecto, ya lo estoy disfrutando –respondió riendo.

–Te mando un beso, chau

Luego de esta conversación, Raquel llamó a Londres y le confirmó a su hermano José la visita. Le propuso que todos se reunirían todos en su nueva casa. Muy pocas veces los cuatro habían estado juntos para el cumpleaños de Sofía. Para ella sería una alegría inolvidable y el mejor regalo que le podrían hacer. Ya había hablado con Rubén y él estaba de acuerdo en viajar. Llegaría el domingo a las 10.30 hs. y José podría tomar el avión que llegaba a Tel Aviv a las 11.30 hs.

Los esperarían en el aeropuerto. Su hermano aceptó entusiasmado la proposición.

***

Raquel y su esposo Jorge viajaban hacia el aeropuerto para recibir a los viajeros. En ese mismo instante, a bordo del avión su hermano miró el reloj y quedó satisfecho, llegaría puntual. Se arrellanó en la butaca y abrió el periódico.

El aparato de Alitalia aterrizó en el aeropuerto Ben Gurión. Luego de retirar el equipaje, Rubén se encontró con su hermana y su cuñado. Se abrazaron emocionados y fueron a la cafetería para conversar tranquilos mientras esperaban el vuelo de Londres.

–¿Preparada la sorpresa? –preguntó el recién llegado.

–Sí, todo en orden –respondió Raquel– Sofía no sabe nada de este encuentro, será una alegría inesperada para ella.

–¿Cómo sigue?

–Bien, en el kibutz la quieren mucho porque es activa, trabaja y además… el llamado del teléfono celular interrumpió la plática.

–Haló, ¿quién es?

–Te habla José. Hubo una demora, pero ya estamos en vuelo. Llegaré dentro de dos horas.

–No importa, te esperaremos, estamos aquí con Rubén. Tenemos muchas novedades que contarnos.

Continuar leyendo


“Israel y Palestina, las consecuencias morales de un canje”, Rogelio Alaniz

gilad-shalit-july-16-1Si los palestinos obtuvieron una victoria política cuando reclamaron el ingreso a la ONU, Israel ha obtenido una formidable victoria moral canjeando a un soldado por mil palestinos, (1027 para ser más precisos). Si bien los líderes de Hamas festejan el acuerdo obtenido y el retorno de sus combatientes, queda claro que para la moral y para la historia Israel ha ganado la batalla probando que la vida vale y que esa vida debe ser respetada a cualquier precio.

En términos prácticos las negociaciones demuestran que un soldado de Israel vale por mil palestinos. No es Israel quien impuso esa proporción, sino los palestinos. Son ellos los que hoy festejan el retorno de sus combatientes, sin importarles o sin percatarse que de hecho están admitiendo la superioridad moral de su enemigo.

La relación de mil por uno es numérica, pero es también moral y política. Para que un acuerdo de esta naturaleza se haya llevado a cabo, es porque existen concepciones sobre la vida y sobre la muerte, sobre la sociedad y la trascendencia, que dan cobertura moral a determinadas soluciones. Es en ese sentido que hay que decir que la negociación entre palestinos y judíos puso en juego dos concepciones, dos visiones que incluyen a la política pero la trascienden.

Al respecto, no es ninguna novedad señalar que para los palestinos la vida de sus hombres está subordinada a la causa que dicen defender. Esa causa justifica no sólo la muerte de sus enemigos, sino el sacrificio de ellos mismos. Sus niños y adolescentes, también sus mujeres, son educados para el martirologio. Hay que detenerse un instante a pensar sobre lo que significa un proceso de aprendizaje cuyo resultado consiste en la propia muerte en nombre de Alá.

Se dirá que todo proceso de liberación o toda lucha por ideales nobles exige arriesgar la vida. Es verdad. Pero una cosa es arriesgar la vida y otra muy diferente es sacrificarla. Es la sutil pero decisiva diferencia entre el guerrero y el suicida. Todo combatiente alienta la posibilidad de sobrevivir a la guerra. Esa esperanza otorga sentido a la lucha, ya que no hay coraje verdadero sin una cuota inevitable de miedo porque la valentía real exige sobreponerse al miedo de la muerte. Todas las estrategias militares clásicas parten de ese principio o de ese límite: los soldados en el campo de batalla pelean, no se suicidan. Desde Julio César a Napoleón, este principio orientó al arte de la guerra.

En el caso del suicida, esa lógica no existe; para el combatiente suicida su destino es la muerte, se ha preparado para morir y no sólo se ha preparado sino que, además, desea la muerte. El suicidio para el integrista constituye la verdadera salvación, la redención definitiva. Esa verdad la sabe él y su familia que celebra la marcha del hijo pródigo hacia la eternidad. Suicidas puede haber en cualquier sociedad, pero en este caso la diferencia está dada en que el suicidio es alentado desde la autoridad, desde el Estado.

El soldado profesional no es un suicida, ese es su límite. El límite obedece en el fondo a una concepción humanista que se impone a la lógica guerrera. Los generales pueden disponer de sus soldados para ir a la lucha, pero no pueden disponer de la vida de sus soldados. Esa diferencia es la que ha borrado el terrorismo suicida, que celebra jubilosametne la muerte de los otros y la suya.

La otra diferencia civilizatoria entre el soldado profesional y el terrorista se plantea en la relación que mantienen con los civiles. Los ejércitos profesionales combaten contra soldados profesionales y tratan de preservar a los civiles de la guerra. Este principio ha sido violado muchas veces, pero sobrevive, sobre todo en Israel. El terrorismo, por el contrario, no opera contra soldados profesionales sino que ataca objetivos civiles sin discriminar sexo o profesión.

¿Ejemplos? Entre los flamantes liberados se encuentran los autores intelectuales del atentado terrorista contra Dolphinarium, la disco de Tel Aviv. Como consecuencia del operativo murieron veinte jóvenes, cuya única culpa fue haber ido esa noche a bailar con sus amigos o sus parejas. Los judíos murieron, los terroristas se sacrificaron. Unos eligieron morir a los otros la muerte se les impuso. Los familiares de los judíos lloraron a sus muertos, los familiares de los terroristas los despidieron con cánticos y oraciones. ¿Se entienden ahora las diferencias culturales y civilizatorias? ¿Se entiende por qué la vida de un judío es equivalente a la de mil palestinos?

El sacrificio como virtud habilita a que la muerte sea deseada y celebrada. Desde esa perspectiva sería imposible que lo que hoy sucedió con Shalit se plantee a la inversa. Si por ventura Israel tuviera un prisionero palestino, la exigencia de canjearlo por miles de judíos no sería concebible, porque a los jefes de Hamas o Al Fatah no les temblaría la voz para dar la orden de sacrificar al prisionero en manos enemigas y el prisionero, por su lado, no esperaría otra cosa por parte de sus jefes.

No concluyen allí las diferencias. Israel tiene prisioneros palestinos, pero ellos son juzgados en tribunales constituidos por jueces que han enviado a la cárcel a más de un judío acusado de crímenes de guerra. El juicio se celebra con todas las garantías y a esas garantías el preso las mantiene en la cárcel. Los palestinos detenidos estudian, se casan, reciben visitas de familiares y de la Cruz Roja Internacional.

Ninguno de estos beneficios alcanzó a Shalit. El joven judío estuvo cinco años preso sin un tribunal que lo juzgue, sin recibir visitas de familiares o amigos y sin la posibilidad de ser asistido por los organismos de derechos humanos quienes, dicho sea de paso, nunca protestaron por esta situación, porque pareciera que a los terroristas palestinos les asiste el derecho de secuestrar y matar judíos sin rendir cuentas por ello. También en este punto las diferencias entre Israel y los palestinos son visibles y dan cuenta de dos concepciones antagónicas de la política y la vida. Durante cinco años Shalit fue un “desaparecido” público. Su cautiverio fue motivo de burlas, caricaturas ofensivas y antisemitas, y violaciones permanentes a sus derechos. El escarnio alcanzó a sus padres y a todos los que reclamaban por su libertad. Durante cinco años no lo dejaron hablar con sus familiares y si preservaron su salud fue para poder hacer posible el canje. Salvo Israel, nadie pidió por la vida de este pobre muchacho. Los supuestos barcos solidarios con la Franja de Gaza se negaron a entregar una carta de los padres de Shalit a su hijo.

En Israel la decisión de aceptar el canje en estas condiciones fue motivo de debates y enconadas discusiones que aún no se han saldado. Familiares de víctimas del terrorismo y políticos religiosos y laicos han protestado por la decisión del gobierno de Netanyahu de aceptar un canje en estas condiciones. Los opositores al gobierno han advertido que los terroristas liberados van a volver a las andadas como ya lo han demostrado en otras ocasiones. Al respecto, se recuerda que en 1985 Israel también aceptó un canje de prisioneros y un sesenta por ciento de los liberados retornó al terrorismo.

Este debate es imposible de imaginarlo en Gaza o en Cisjordania. Toda oposición en esta región es siempre oposición armada y las diferencias se resuelven con sangre. Imaginar una movilización de palestinos en contra de la decisión de Hamas o Al Fatah es imposible. Allí no hay “indignados”, mucho menos homosexuales reclamando sus derechos o periódicos que ataquen al gobierno sin contemplaciones. Tampoco existen intelectuales que planteen objeciones de conciencia, porque los únicos intelectuales aceptados en Gaza o Cisjordania son los intelectuales del poder.

Según las informaciones disponibles en Israel, los árabes israelíes salieron a la calle a festejar la liberación de sus “compañeros”. Algunas ciudades de Israel estuvieron embanderadas de consignas a favor de los terroristas liberados. En Gaza o en Cisjordania este escenario es imposible por partida doble: porque no está permitido festejar nada que el gobierno no autorice, y porque mientras en Israel viven con plenos derechos un millón y medio de árabes, en tierra palestina los judíos no tienen lugar.

A modo de conclusión, podría decirse que una sociedad que se constituye sobre la base de esos valores difiere radicalmente de otra donde la prioridad es la vida. Yo diría que la diferencia entre Israel y Palestina reside en este punto. Es como dijera en su momento la señora Golda Meier: “Los palestinos empezarán a ser libres el día en que amen más a sus hijos que lo que nos odian a nosotros”.

Rogelio Alaniz©

Fuente: http://www.ellitoral.com/index.php/diarios/2011/10/18/opinion/OPIN-02.html


“Un descuido (?) imperdonable”, Abel Melinger

“Merkhaz klitá Yeelim” de Beer Sheva; llegamos con una amiga y el marido al Merkaz Klitá, somos recibidos por Ariela, la asistente social del merkhaz y Morris, el director, luego de una breve charla, nos acercamos al miklat, donde nos esperaba un importante numero de familias latinoamericanas, asustadas, preocupadas, ansiosas, olim jadashim sudamericanos algunos de ellos, con poco días en el país.
¿Que ocurrió?, simplemente un descuido, un olvido, una distracción. NADIE de los latinoamericanos que habitan Beer Sheva, incluido yo hasta el sábado en la noche, se acordó de estas familias.
¿Su estado?, no hay palabras para describir el miedo, la desprotección, la inseguridad, el desconocimiento, la soledad, de estos compatriotas recién llegados, pongámonos cada uno de nosotros en su lugar, un minuto, solamente un minuto, el minuto que dura la sirena de alarma, y experimentemos esa sensación, el pánico, la desesperación, la impotencia, por no poder preguntar porque no entiendo este hebreo tan difícil, por no poder responderle a mis hijos, porque no se, no se porque las explosiones, las luces en el cielo, la sirena una y otra vez, y como pensar mientras corro hacia no se donde, mientras subo y bajo escaleras sin sentido, y este hebreo tan difícil, y …si, me acuerdo que el shomer nos dijo algo, y una de las mujeres que trabaja en las oficinas también, pero yo no entendí nada, solo algunos gestos, es tan difícil este hebreo… y… ya paso… menos mal… ya paso… vamos a ver si podemos comer algo, pero no se que, no me animo a salir hasta el súper, que hago con los chicos???, y si me agarra la sirena en la calle?… no, mejor no, nos arreglaremos con lo que hay…
Esta era la realidad que vivieron durante tres días, los olim jadashim latinoamericanos que viven hoy en el Merkhaz Klitá Yeelim, acá nomas, al lado nuestro, a pocas cuadras, a pocos metros, y que hablan español, igual que yo, y que tienen familias igual que yo, y que vinieron buscando una vida nueva, igual que yo, y estuvieron solos… claro, yo no. Porque ya hace unos años que estoy acá, porque mal que mal aprendí el idioma, y escucho las jadashot y se lo que esta ocurriendo, y ya pasé varias de estas, y mis hijos pasaron la tzava y me entere mucho mas de que se trata, y nos llamamos por teléfono con los amigos, para ver como está cada uno, y nos escribimos en el chat del facebook, y comentamos y hacemos chistes para aliviar la tensión, y… y nos olvidamos de ellos.
Imperdonable, no hay excusas, no hay justificativos, nada… y cuidado con mentir!!! no vayan a aparecer ahora los benefactores y anónimos voluntarios a decir “pero si yo estuveeee!! yo hable con ellooos, les expliqueeee!!!” hay unas decenas de familias y las propias autoridades del Merkhaz que pueden asegurar que durante tres días, los olim jadashim latinoamericanos, nuestros hermanos, estuvieron solos.
Hubo que explicar TODO, desde la “a” hasta la “z”, porque la sirena, porque las explosiones, como, cuando, tomar tiempos, ensayar carreras, donde refugiarse, que son kasamim, gradim, katiushot, kipat barzel, tzeba adom, pikud haoref…
Y escuchar, decenas de preguntas, algunas con la voz temblorosa todavía; mi amiga, anónima a pedido suyo, profesional, voluntarizada sin bombos y platillos pero con sensibilidad social, tuvo que prestar atención individual a alguna persona que aun estaba en estado de shock.
Solo nos queda una reflexión, una auto advertencia, que no se repita. TODOS los latinoamericanos que llevamos ya algunos años en el país, somos responsables de que este descuido(?), no ocurra nunca mas.

Abel Melinger©

PD: Dudé mucho en publicar esta nota, dudaba de las interpretaciones, que se pudiera decir que está destinada a perjudicar a alguien o algo, que era para cosechar laureles, que es una confabulación, que es una mentira… pero a fin de cuentas, no me importan en absoluto las malas o tendenciosa interpretaciones, porque estoy seguro que quienes la lean, serán los garantes de que no suceda de nuevo, hayan interpretado bien, o mal.

Traducción de las palabras transliteradas del hebreo

Merkhaz Klitá; Centro de Absorción.

miklat: refugio de seguridad.

olim jadashim: nuevos inmigrantes, aunque la palabra “olim” no significa inmigrantes.

shomer: guardia de vigilancia.

jadashot: noticias.

tzava: servicio militar.

kasamim, gradim, katiushot: distintos tipos de misiles, lanzados permanentemente desde la Franja de Gaza sobre la población israelí.

kipat barzel: sistema de intercepción misilística.

tzeba adom: color rojo.

pikud haoref: Servicio de Defensa Civil


“Un hermano más”, HaDag Najash

SI POR LA CONFIGURACION DE TU SISTEMA OPERATIVO NO APARECE LA TRADUCCION AL ESPAÑOL CLIQUEA EN EL BOTON ROJO “CC”

HaDag Najash (הדג נחש‎) es una banda de hip hop/funk israelí. Su nombre significa “El pez serpiente”, y es un juego de palabras de la etiqueta para conductores novatos “Nahag Jadash” que por norma se tiene que ubicar en los autos nuevos.

Como muchos otros músicos israelíes, al igual que el Proyecto de Idan Raichel, HaDag Najash combina música occidental con elementos orientales.

Una característica de la banda son sus letras de alto contenido político y social de izquierda, a menudo haciendo una fuerte crítica al gobierno y a la sociedad israelí.

Un hermano más cayó en la tumba.
Y mamá llora, rompe en el llanto.
Un hermano más cayó en la tumba.
Los gritos de papá se escuchan en todos lados.

Hombre ¿qué tu corazón es como de hielo?
¿Disfrutas de ser un asesino?
Oídos que escuchan tus amenazas.
¿Por qué decir “soy tu hermano?
Cada lado cree que sólo suya es la verdad.
Y cada día que pasa otro inocente muere.
Matar gente, no te importa nada.
¿Cómo eres capaz de disparar contra personas?
A mamá le duele y otro niño queda huérfano.
Y la vereda se mancha de rojo de nuevo.
La vida es importante y tiene valor.
El asesinato y la matanza no son el camino.

Un hermano más cayó en la tumba.
Y mamá llora, rompe en el llanto.
Un hermano más cayó en la tumba.
Los gritos de papá se escuchan en todos lados.

Niño ¿qué te pasa? Cómo enloqueciste.
Mira a que situación, hermano llegaste.
No te interesa, ya todo se puede.
Tus ojos se ven oscuros y fríos.
Piensa en el futuro y el mañana.
Intentar y cambiar, nunca es tarde.
Todo el pueblo de Israel está harto de violencia.
No quiere ver a otra persona morir.
Descubriremos misericordiosos, descubriremos misericordia.
Y en lugar de calentura encontraremos calidez.
Toda la sangre derramada deja un rastro de vacío.

Un hermano más cayó en la tumba.
Y mamá llora, rompe en el llanto.
Un hermano más cayó en la tumba.
Los gritos de papá se escuchan en todos lados.

Quizás es el momento de hacer preguntas.
Como “¿cuánto tiempo podremos seguir así?”
Y si la guerra en las fronteras está desconectada.
De la violencia que paraliza nuestras vidas.
Parece que aquí la tensión nunca termina.
“Fisher HaGadol”¹ fue el que dijo:
Que en el fondo todos somos iguales.
Entonces ¿por qué volvemos al polvo?

HaDag Nahash©
¹ Rapper israelí


“palestina, la causa perdida”, Juan Zapato

A los deudos de la familia Fogel

imagesCATZ911R

Qué pensamientos alumbran soles nocturnos,

que dirigen la mano,

que desenvaina la daga letal,

que trunca el sueño convirtiéndole en muerte,

que interrumpe la vida sin prisa,

que clausura el porvenir.

Qué izquierda pertenencia se hace eco y

no enmudece con hipocresía su voz,

ante el grito de auxilio omitido.

Qué odio se transforma en religión

y qué religión en ideología sustenta su credo

en una dantesca figura embriagada de sangre

y con un eufemismo llama resistencia a la carroña.

Con la misma sinrazón

que quiere vestir de velo a sus mujeres hasta hacerlas desaparecer.

Qué nombre lleva el culto a la ignorancia

que encubre el origen de la memoria,

dando miseria por alimento, envenenando almas.

Y cómo se llamará la próxima intifada,

y cuánto tiempo más despilfarrarás en no construir tu país,

por permitir ser esclavo de un nuevo califato.

Y como en los versos de Brecht vuelves tu mirada de costado

y junto a D´s nos das la espalda.

Juan Zapato©